Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

SANIDAD

La responsable del suicidio en Baleares encadena contratos temporales desde 2010

Una sentencia del TSJB ante una demanda conjunta de veintidós psicólogas clínicas eventuales reconoce un «abuso del empleo público de duración determinada» por parte del Servei de Salut

Haber en una imagen de archivo al poco de ser nombrada responsable del Observatorio.

Puede parecer una situación surrealista, pero lo cierto es que pese a ostentar el cargo de coordinadora del Observatorio del Suicidio en Baleares desde comienzos de 2018, la psicóloga clínica Nicole Haber no tiene aún un contrato laboral indefinido con el Servei de Salut y lleva encadenando contratos temporales desde el año 2010.

Haber figura entre las 22 psicólogas clínicas, 21 de ellas mujeres y un solo hombre, que entablaron un contencioso-administrativo con el Servei de Salut para reclamar que, por el elevado número de años que llevaban trabajando para la sanidad pública de esta comunidad con contratos temporales, se les hiciera personal estatutario fijo.

La sentencia ante esta demanda colectiva, presentada ante la sala de lo contencioso administrativo del TSJB por el letrado Pablo Alonso de Caso, fue comunicada recientemente y desestimó la pretensión de que las demandantes fueran convertidas en personal estatutario fijo sin pasar antes por un concurso oposición público.

Abuso del empleo temporal

Pero sí consideró como «disconforme a derecho» una resolución previa del director general del Servei de Salut, Juli Fuster, en la que desestimaba la petición de alguna de las afectadas para reconvertir su situación contractual en fija o que, en su defecto, se convocasen oposiciones de esta categoría (psicología clínica)profesional.

La importancia del fallo, resaltó el abogado Alonso de Caso, es que los ponentes de la sentencia reconocen que « la situación de la parte recurrente, como personal estatutario temporal, constituye objetivamente un abuso del empleo público de duración determinada». El letrado tampoco estaba muy conforme con el desistimiento de la pretensión de la conversión en personal fijo de sus representados habida cuenta de que, explicó a este diario, la relación laboral de muchas de las demandantes con el Servei de Salut se prolonga desde hace más de veinte años en algunos casos y que igualmente muchas de ellas han ejercido cargos de responsabilidad y coordinación dentro del IB-Salut, como la propia Haber del Observatorio del Suicidio, y que asimismo hayan ejercido como tutoras de psicólogos clínicos que se han formado para la especialidad en este archipiélago.

Consultada la propia coordinadora del Observatorio del Suicidio de esta comunidad sobre su situación contractual, confirmó lo referido en esta información y reveló que comenzó a trabajar en el antiguo Complejo Hospitalario de Mallorca (Gesma) a finales del año 2010 y que desde esa fecha hasta la actualidad, con la excepción del año 2014/15 en que admite que no trabajó porque no le llamaron «por cuestiones de la bolsa de trabajo», ha ido encadenando un contrato temporal tras otro.

«Afortunadamente se convocaron oposiciones hace dos años y todavía estamos pendientes de su resolución, de ver a quién se adjudican las plazas de psicólogos clínicos ofertadas», explicó Haber recordando que en febrero de 2019 se pusieron en concurso unas 39 plazas de turno libre y otras 3 para personas discapacitadas. «Tras estar confinadas varios meses estudiando y preparando la oposición después nos volvieron a confinar aunque esta vez por la pandemia de covid-19», recordaba con sentido del humor.

La responsable del Observatorio lamentó esta forma de actuar en materia laboral que, recordó, es común en todas las Administraciones Públicas de este país.

Ahora confiaba en obtener una plaza en propiedad tras participar en el reciente concurso oposición que, reveló, se encuentra en fase de publicación de los méritos de los aspirantes.

Sí lamentaba Haber el largo periodo de tiempo transcurrido sin convocarse una oferta de empleo público de su especialidad. No lo tiene claro por los largos años transcurridos pero sí la certeza de que desde que comenzó a trabajar en Gesma en 2010 solo ha habido la citada oposición prepandémica. 

A finales de mes decidirán si recurren la sentencia

El abogado Pablo Alonso de Caso aún no tiene claro si recurrrirá en casación ante el Supremo la sentencia del TSJB, recurso que debería basarse en que se ha producido una infracción de normas de Derecho estatal o de la Unión Europea. Alonso de Caso reveló que a finales de este mes se reunirá con todas las psicólogas por las que interpuso la demanda para decidir cómo actuar. El plazo para su presentación concluye el 11 de marzo.

Compartir el artículo

stats