Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los hoteleros piden «plazos posibles» para cumplir con la ley turística

La patronal insiste en que se da a entender que su puesta en marcha recae sobre su sector, cuando ya lleva tiempo avanzando en circularidad - El 20 % de la planta hotelera prepara su apertura entre febrero y marzo aún con reservas mínimas

El conseller Andreu Serra durante su presentación en Fitur. DAVID COSTA

La futura Ley General Turística que de momento solo ha perfilado el Govern tiene a la expectativa a los hoteleros. Justifican que haya «crispación» por la falta de concreción sobre la norma y los incentivos que la acompañarán para la transformación que implicará en los establecimientos. Reclaman que debe haber «plazos posibles» para cumplir con sus requerimientos, como la sustitución de las camas.

La presidenta de la Federación Empresarial Hotelera de Mallorca (FEHM), María Frontera, reiteró ayer en Madrid, durante su rueda de prensa en la segunda jornada de Fitur, que cuando el lunes pasado el Govern presentó en la capital española la nueva norma autonómica «parecía que todo estaba encima de la espalda del sector del hotel, ni siquiera del alojamiento», advirtió, ni tampoco de toda la cadena de valor turística y la economía de Balears. Frontera considera que para transitar a la circularidad es necesario que «todos se involucren, «sobre todo la Administración Pública», más allá de que redacte una ley con iniciativas en las que «el hotelero ya va mucho más avanzado».

La líder de la patronal mallorquina reclama un plan estratégico en la comunidad «si lo que queremos es ser el primer destino circular del mundo». Ahora bien, Frontera recalca que ante la dispar situación económica de las empresas hoteleras «tiene que haber unos plazos posibles» para cumplir con la normativa.

En los últimos años se han hecho fuertes inversiones en reformas hoteleras integrales, observan Frontera y Gabriel Llobera, presidente de la Agrupación de Cadenas Hoteleras, que se tienen que «amortizar». Hay un 60 % de la planta que ya se ha transformado, «cómo le vas a pedir a alguien que cambie camas» si apenas las ha «estrenado», cuestiona Llobera.

Hay muchos claroscuros, falta de concreción sobre los incentivos. En definitiva, a los hoteleros les falta información, aducen. «Hemos empezado a trabajar (con el Govern) estas últimas semanas, no hace meses», aclara Frontera.

Por lo demás, en estas fechas las reservas son bajas, los mercados acusan ralentización por la pandemia, pero aún así los hoteleros auguran que suba la demanda en las próximas semanas. El sector se prepara para aperturas tempranas, al menos el 12 % de la planta en febrero, otro 8 % en marzo y el resto a partir de abril. Mientras los empresarios desconocen si el Govern extenderá medidas como los hoteles covid o el pack de seguro sanitario que ofrecía a los turistas para diferenciar a las islas como destino seguro.

Por otro lado, la presidenta insular, Catalina Cladera, y el conseller Andreu Serra presentaron los avances con el Observatorio de Turismo Sostenible de la OMT, que estará funcionando en marzo, ofreciendo una herramienta clave en sintonía con la nueva ley turística, con 700 indicadores informativos.

También Palma ha llevado a Fitur su oferta en Ciutat y Platja de Palma, con un turismo cada vez más diversificado y de mayor calidad, según expusieron desde sus asociaciones hoteleras.

"TOTAL SINTONÍA" CON PUERTOS DEL ESTADO Y CLIA PARA LIMITAR LOS CRUCEROS EN PALMA

El acuerdo con las navieras para limitar la llegada de cruceros al puerto de Palma también ha estado presente en Fitur, marco aprovechado por el Govern para avanzar «en total sintonía» con Puertos del Estado y CLIA, la patronal del sector, en su materialización.

El conseller de Modelo Económico, Turismo y Trabajo, Iago Negueruela, se reunió ayer con el presidente de Puertos del Estado, Álvaro Rodríguez Dapena, y su homólogo de Asociación Internacional de Líneas de Cruceros (CLIA), Alfredo Serrano, durante la feria internacional de turismo en Madrid. Según explicó el portavoz del Govern, el encuentro sirvió para «trabajar en la materialización en total sintonía» con ambas organizaciones y la Autoridad Portuaria de Balears.

Tras alcanzarse el acuerdo el pasado diciembre en Hamburgo para regular las escalas en el puerto de Palma, ahora se trabaja en fijar las «soluciones técnicas» para plasmarlo. Negueruela subrayó que se trata de un convenio «firme», recordando que se fijarán tres cruceros diarios desde este mismo año, salvo la excepción de veinte días en los que se permitirán cuatro buques por las escalas ya previstas, si bien solo uno de ellos puede ser un megacrucero con más de 5.000 pasajeros sin sobrepasar 8.500 cruceristas diarios en cómputo semanal. En la práctica supondrá que se reducen cerca del 15 % los atraques en Ciutat.

El encuentro en Madrid sirvió para seguir avanzando en poner en marcha una plataforma que facilite a las navieras conocer los días de atraque.

El protocolo que se está ultimando se presentará en Palma junto con las compañías y Puertos del Estado.


Compartir el artículo

stats