Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fuga de inmigrantes del aeropuerto de Palma: Son Sant Joan no planteó en ningún momento la custodia del avión

El protocolo de actuación de la red de aeropuertos de Aena en los casos emergencias sanitarias no incluye la vigilancia del avión, solo la identificación y evacuación del enfermo al hospital

Así fue la fuga de los migrantes en el aeropuerto de Palma

Así fue la fuga de los migrantes en el aeropuerto de Palma

Para ver este vídeo suscríbete a Diario de Mallorca o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Así fue la fuga de los migrantes en el aeropuerto de Palma Miguel Vicens

El aeropuerto de Palma no planteó durante la noche del pasado viernes la custodia del avión de Air Arabian del que se fugaron 22 migrantes marroquíes porque la vigilancia policial de la aeronave no está prevista en ningún caso en la letra del protocolo de actuación que aplica la red de aeropuertos de Aena en los aterrizajes de emergencias por causas médicas, ha podido confirmar este diario.

De esta forma, cuando la Guardia Civil tomó el mando de búsqueda de los 22 fugados, primero en la pista del aeródromo y después en los alrededores de Son Sant Joan y en Palma, ya era demasiado tarde. Los fugados ya habían abandonado el avión y huido de las instalaciones del aeropuerto.

El viernes, 5 de noviembre,  22 de pasajeros de nacionalidad marroquí aprovecharon el aterrizaje de emergencia por causas médicas de un avión de la compañía Air Arabia, que cubría la ruta entre Casablanca y Estambul, para provocar un gran tumulto y emprender la huida a toda prisa por las pistas.

El dispositivo de búsqueda de la Policía y la Guardia Civil logró detener a doce, entre ellos el paciente que simuló la indisposición, que hoy han pasado a disposición judicial, mientras otros doce huidos se encuentran todavía en paradero desconocido.

En el protocolo actuación que aplica el aeropuerto en casos de aterrizajes de emergencia por causas médicas se pone en marcha cuando el piloto de la aeronave donde se produce la emergencia sanitaria avisa a la torre de control solicitando un aterrizaje no previsto.

La torre de control da prioridad, entonces, al aterrizaje, pospone los otras operaciones y avisa al aeropuerto. La dirección del aeródromo pone en marcha en ese momento el dispositivo sanitario para evacuar de urgencia al enfermo del avión en ambulancia, como ocurrió el viernes. El enfermo fue evacuado de la aeronave, sometido a una primera exploración médica, identificado por la Guardia Civil junto a su acompañante antes de subir a la ambulancia y finalmente custodiado por agentes de la Benemérita hasta que la ambulancia abandonó las instalaciones aeroportuarias. Ahí termina el protocolo que ahora se quiere revisar, vistos los fallos de seguridad que provocó el viernes en el aeropuerto de Palma.

Compartir el artículo

stats