Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una DANA provocará un fuerte temporal en Mallorca este fin de semana

Su origen proviene de un temporal intenso de viento y mala mar en el Mediterráneo occidental

Un frente dejará lluvias en Mallorca toda la semana | GUILLEM BOSCH

A lo largo de este fin de semana, un intenso ciclón mediterráneo se puede formar al sureste del archipiélago balear en un proceso de ciclogénesis mediterránea. La baja presión podría tener características tropicales, según afirma el experto de Meteored Francisco Martín.

En concreto, a partir de este mismo jueves, en Balears hay una situación de inestabilidad en capas altas atmosféricas que se irán profundizando para convertirse en una DANA, que durará el sábado y el domingo y además se generará en niveles bajos, según el portavoz adjunto de AEMET Bernat Amengual.

Así, una borrasca y un ciclón que estarán cerca de Menorca ocasionará —desde ya mismo— varios avisos que incrementarán su nivel de riesgo a medida que pase el fin de semana, relacionados sobre todo con vientos fuertes y lluvias.

En este momento, todo el archipiélago excepto el sur está bajo aviso amarillo por lluvia y tormenta. La advertencia seguirá activa durante esta madrugada en todas las zonas, incluso en el sur de Mallorca. En esta isla, los avisos acabarán sobre las 8:00 horas de la mañana del viernes, mientras que en Ibiza y Formentera se alargarán un poco más, para dar paso a una etapa de viento.

A las nueve de la mañana, se prevé abrir otro aviso amarillo por mala mar en zonas costeras; se esperan olas de unos cuatro metros, que se incrementarán a lo largo de la tarde. De hecho, alrededor de las 18:00 horas este aviso ya será naranja, ya que habrá olas de cinco metros o más.

El sábado, la situación será similar o incluso peor. Se mantendrán los avisos naranjas en las zonas costeras de Mallorca y Menorca, y además se le añadirán otras advertencias por rachas de viento en tierra a partir de las seis de la mañana. Alcanzarán los 80 kilómetros por hora en casi toda Mallorca, y en cumbres y cabos muy expuestos podrían alcanzar los 100 kilómetros por hora.

Según Aemet, aunque el domingo todavía no se ha activado ninguna alerta, la situación meteorológica será similar a la de todo el fin de semana. "Serán unos días desapacibles, ventosos y un poco complicados", ha concluido el portavoz de la Aemet.

Una nueva DANA en el Mediteráneo

Por otro lado, las previsiones de Francisco Martín, de Meteored, esperan que a partir del domingo, el intenso ciclón mediterráneo se podría desarrollar en una zona triangulada por Baleares, Sicilia y el norte de Argelia. Su centro podría quedar sobre aguas abiertas pero los efectos se notarían en zonas terrestres e islas próximas, quizás en Baleares, según Meteored.

Su origen proviene de una DANA que aparecerá de cara al fin de semana. El desarrollo de las nubes convectivas vendría de la mano de un centro de bajas presiones en superficie ubicado al norte de Argelia, sobre el mar Mediterráneo aún ligeramente cálido. Como consecuencia del proceso de la ciclogénesis de la baja y el desarrollo del ciclón mencionado, esta situación dará lugar a un temporal intenso de viento y mala mar en el Mediterráneo occidental.

Previsiblemente, a medida que las tormentas se vayan formando alrededor del centro del ciclón, las zonas intensas del viento en niveles medios y altos de la troposfera se irán apartando del área de desarrollo del ciclón mediterráneo, creando una situación favorable para las características tropicales al menos hasta finales del lunes.

De este modo, un nuevo ‘medicane’ podría aparecer, si se intensifica y se organiza de forma adecuada. Sería el segundo del año entre octubre y noviembre, después de que Apollo se desarrollara en Italia. Estos ciclones mediterráneos son de pequeño tamaño y los modelos numéricos de predicción presentan problemas para saber cuál será su comportamiento a largo-medio plazo, por lo que la incertidumbre de su predicción es muy alta.

Compartir el artículo

stats