En las parejas heterosexuales, se experimenta lo que se conoce como la brecha del orgasmo. Esta diferencia existe, según la sexóloga Laura Mintz, “por nuestra ignorancia cultural sobre el clítoris”. Por esa razón, las mujeres experimentan una cantidad abismalmente menor de orgasmos durante las relaciones sexuales que los hombres. Por tanto, con la masturbación y el uso de juguetes sexuales se puede empezar a cerrar esta brecha y reconquistar el placer femenino.

Llega al orgasmo mediante la estimulación del clítoris

Históricamente, el clímax femenino se ha dejado en un segundo plano en favor del placer masculino. El sexo con penetración ha sido el eje de las relaciones heterosexuales, con poca o ninguna atención al clítoris. Según la encuesta de LELO, el 46% de los hombres siempre alcanza el orgasmo al mantener relaciones con otra persona, una cifra que se reduce al 20% en el caso de las mujeres. Y en muchas ocasiones, afirman, es porque no se les estimula como a ellas les gusta.

El 60% de las españolas ha fingido el orgasmo en algún momento de su vida. Según una encuesta de LELO, reconocida marca sueca de juguetes eróticos especializada en el bienestar sexual, la principal razón para ello es no querer que la otra persona se sienta mal (35,5%), seguida del hecho de no estar disfrutando de la relación y querer terminarla cuanto antes (22%) o evitar que la pareja no se sienta deseada (20%).

La estimulación de las más de 8.500 terminaciones nerviosas del clítoris, único órgano de la anatomía humana cuyo propósito es tan solo proporcionar placer, es un factor clave para que las mujeres logren alcanzar el orgasmo, ya que solo el 18% lo consigue únicamente a través de la penetración. Casi el 80% llega con más frecuencia al clímax si se autoestimula que manteniendo relaciones de pareja y la mitad de ellas experimentan orgasmos múltiples solo cuando se masturban.

Las mujeres que se masturban consiguen llegar mejor al orgasmo Lelo

Rompe la brecha del orgasmo con la masturbación

Menos del 60% de las mujeres se masturban frente al 95% de los hombres. ¿A qué se debe esta diferencia? ¿Acaso a nosotras nos gusta menos que a ellos disfrutar de nuestro cuerpo? ¿O quizás la presión social y los prejuicios han jugado un papel fundamental en la construcción del tabú sobre el placer femenino?

Las mujeres que se masturban consiguen llegar mejor al orgasmo (un 74% lo hacen con la autoestimulación, frente al 46% que lo consiguen manteniendo relaciones sexuales). El bienestar sexual es una parte fundamental del bienestar general, así que ya sabéis, chicas, ¡hay que ponerse a ello y coger las riendas de nuestro propio placer! Y qué mejor forma de hacerlo que divirtiéndose con juguetes sexuales.

Masajeador de clítoris SILA™ de LELO Lelo

La capacidad de las mujeres para experimentar orgasmos es muy superior a la del género masculino. Sin embargo, el pudor a conocer su propio placer y las presiones sociales, hacen que el orgasmo femenino siga siendo un gran desconocido tanto para hombres como para mujeres” señala Adriana Di Ippolito, responsable de Comunicación de LELO en España.

Ya es hora de acabar con todos esos miedos. La mejor manera de cerrar la brecha del orgasmo es hablando de ella, sin vergüenza ni prejuicios. Hablar con los amigos, con la pareja. Y, sobre todo, masturbarse.

Tu mejor compañero de juegos: los juguetes eróticos

Masturbarse habitualmente aumenta el conocimiento del propio cuerpo y la posibilidad de alcanzar orgasmos de forma más natural y frecuente. El 83% de las mujeres que utilizan juguetes eróticos afirman alcanzar orgasmos más intensos que a través de la penetración o la estimulación manual. Como cualquier otra rutina (enlace al contenido de septiembre), requiere práctica y sudor, ¡solo que esta es mucho más placentera que el ejercicio en el gimnasio!

El succionador de clítoris de LELO más vendido Lelo

Tu placer es solo tuyo y por eso LELO quiere que lo conquistes con tus propias manos y te ofrece algunos de los diseños más icónicos del mercado actual. Que mejor manera de alcanzar el orgasmo que con el clásico entre los clásicos de LELO, SONA™ 2 Cruise, el succionador de clítoris más vendido de la marca en España. Este masajeador ofrece un nuevo tipo de orgasmo que ha revolucionado por completo el placer femenino, estimulando todo el clítoris, incluso las partes que no están a la vista, con placenteras ondas sónicas en lugar de vibraciones convencionales. 

SONA™ 2 Cruise, el succionador de clítoris resistente al agua Lelo

Este mes de octubre, LELO celebra el cumpleaños de SONA™ 2 Cruise y quiere conmemorarlo con ofertas de hasta el 25% de descuento y reuniendo a todos los productos de la gama SenSonic, ¡cuántos más se unan a la fiesta mejor! Las más curiosas y experimentadas pueden aventurarse por nuevos caminos del placer con ENIGMA™, el estimulador de clítoris y punto G diseñado para alcanzar dos tipos de clímax distintos. Las principiantes aficionadas al sexo a ritmo lento disfrutarán de SILA™ y sus ocho patrones de vibración con intensidades distintas para ir alcanzando el clímax poco a poco. 

ENIGMA™, el estimulador de clítoris y punto G diseñado para alcanzar dos tipos de clímax distintos Lelo

Ellos también se pueden unir a la fiesta con F1S™ V2, un masajeador de pene con dos potentes motores perfecto para cumplir todas las fantasías sexuales que se le pueden ocurrir a un hombre. Gracias a su uso frecuente, vuestras relaciones sexuales durarán más y el placer de ambos se multiplicará. Y es que es importante conocer primero el propio cuerpo para disfrutar después compartiéndolo con la pareja.

Gracias a los juguetes sexuales LELO, tanto el placer femenino como el masculino incrementará con intensidad. Consigue el placer rompiendo tabús y escuchando tu cuerpo. Así que, abandona el miedo y acuérdate de que nunca es tarde para saber lo que necesita tu cuerpo. 

F1S™ V2, un masajeador de pene con dos potentes motores perfecto para cumplir todas las fantasías sexuales Lelo

Gracias a los juguetes sexuales LELO, tanto el placer femenino como el masculino incrementará con intensidad Lelo

Ya sea como compañero para la masturbación o como complemento en las relaciones de pareja. Seas novata o experimentada. Lo hagas fuerte o suavemente… la brecha del orgasmo se cierra a base de placer. El único modo correcto de alcanzar el orgasmo es el tuyo propio y no hay que obsesionarse con llegar a él, tan solo relajarse y dejarse llevar. Y mientras, a disfrutar del camino.