Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una jueza de Mallorca prohíbe viajar a una niña para evitar su sustracción

La madre, de nacionalidad rusa, pretendía marcharse de la isla con la menor sin la autorización del padre - La mujer anunció sus intenciones con mensajes telefónicos

La Policía tenía autorización judicial para evitar que la madre saliera de viaje. |

La Policía tenía autorización judicial para evitar que la madre saliera de viaje. |

Una rápida actuación de una jueza de primera instancia de Palma ha impedido que una madre, con residencia en Mallorca, pueda sustraer a su hija de tres años y marcharse con ella al extranjero, sin contar con la autorización del progenitor.

La magistrada de Palma aplicó un artículo del Código Civil que garantiza la protección de la menor a través de la limitación de su libre circulación. Es una prohibición temporal, pero ha impedido que la niña salga de la isla y pierda el contacto con su padre, que reclama su custodia.

La niña ha cumplido hace poco los tres años de edad. Nació en Mallorca y reside en Calvià. Además, asiste a una escoleta de esta localidad, por lo que tiene arraigo en la isla.

Los padres de esta niña están implicados en un proceso de separación. La madre es de nacionalidad rusa y, según se señala en la resolución judicial, no se ha podido averiguar si cuenta con familia en Mallorca, ni siquiera se sabe si dispone de trabajo.

El padre tuvo conocimiento a través de varios mensajes telefónicos de que su expareja tenía intención de marcharse de la isla y regresar a Rusia. Había decidido irse con la menor de tres años y con otros dos hijos.

El hombre recurrió a la letrada Margarita Rivero, que presentó de inmediato una demanda en el juzgado de Palma, reclamando a la jueza que se aplicara una medida urgente, antes de que se resolviera las condiciones de la separación de los padres.

La magistrada aceptó la petición urgente de la letrada, tras haber analizado el contenido de los mensajes telefónicos que aportó el padre. No tuvo ninguna duda de que la mujer quería irse. Lo expresaba con claridad en el intercambio de mensajes. No quería continuar residiendo en Mallorca, sino que había previsto regresar a su país, e iba a irse antes de que terminara el curso escolar.

El padre instó al juzgado a que acordara la prohibición de que su hija pudiera salir al extranjero

decoration

La resolución judicial resalta que se requiere autorización del progenitor para que una menor pueda salir del país y dirigirse a un país extranjero. Para que se otorgue la autorización es necesario que la madre, o el padre, que pretende irse de viaje fuera de España con un menor muestre el billete de ida, pero, y sobre todo, también el de vuelta. En este caso el padre se opuso a que su expareja pudiera marcharse a su país acompañada de la pequeña, ante el temor de que no pudiera volver a ver a la niña.

Estos conflictos familiares suelen ser relativamente frecuentes, sobre todo cuando uno de los integrantes de la pareja es extranjero, como sucede en este caso. El problema se agrava cuando uno de los progenitores regresa a su país, sobre todo cuando no forma parte de la Unión Europea. Esta situación provoca un serio problema p ara el progenitor que ha perdido el contacto con su hijo, que se ve envuelto en un difícil laberinto judicial para poder recuperar al menor.

Para evitar que este hombre que reside en Calvià sufriera este problema, a través de la petición de la abogada, la magistrada de Palma prohibió la salida de la niña al extranjero. Recuerda en su resolución que este tipo de medida se debe aplicar de una manera muy prudente, sobre todo cuando existe la sospecha de que alguno de los progenitores, en este caso la madre, pretende marcharse de España con su hija, ejecutando la sustracción de la menor.

La prohibición de que la niña pueda salir es únicamente temporal. Solo tendrá vigencia mientras los padres discuten en el juzgado las condiciones de la separación.

El juzgado informó de esta medida acordada a las fuerzas de seguridad, ante la posibilidad de que la madre no cumpliera la prohibición de marcharse.

Compartir el artículo

stats