Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Unos dj británicos comercializan fiestas ilegales en villas de Ibiza

Una promotora denominada ‘Ibiza Underground movement’ celebró una ‘rave’ masiva este fin de semana en una vivienda turística de Sant Mateu con sesiones de Jamie Roy, Skream, Hannah Wants y Ben Sterling

Reserva de entradas y ‘stories’ de la fiesta en Instagram

Reserva de entradas y ‘stories’ de la fiesta en Instagram

Una plataforma denominada ‘Ibiza Underground Movement’, que opera a través de grupos privados en redes sociales, está comercializando fiestas masivas para británicos en mansiones de Ibiza. Durante este fin de semana, ha celebrado una rave en una vivienda turística de Sant Mateu, con servicio de transporte con furgonetas y con un cartel compuesto por los dj Jamie Roy, Ben Sterling, Skream y Hannah Wants, estos dos últimos de renombre considerable en el Reino Unido.

Unos dj británicos comercializan fiestas ilegales en villas de Ibiza

El primer fin de semana con semáforo verde para la llegada del turismo británico a Baleares ha venido acompañado de al menos cinco fiestas de estas características en el municipio de Sant Antoni. Además de la de Sant Mateu, en la madrugada del sábado al domingo se desarrollaban otros encuentros multitudinarios en las cercanías del Camí des Tercet, entre Sant Rafel y Santa Agnès, y de Can Tomàs, esta última con unas 300 personas. Otras dos se disolvieron tras llegar las patrullas.

La Guardia Civil confirmó ayer por la mañana a este diario que acudió a dos de estas fiestas para acompañar a la Policía Local de Sant Antoni, que es el cuerpo de seguridad responsable de abrir acta de estas fiestas ilegales. Una de ellas era la de Sant Mateu, en una vivienda turística, detalló el portavoz de la Benemérita.

Según el relato de uno de los asistentes a la fiesta, con el que contactó este diario, la entrada se reservaba con antelación, por un precio de 100 euros, en el grupo privado de Instagram ‘Ibiza Underground Movement’. Esta persona, al igual que otros británicos que llegaban a la casa, debían dejar su móvil antes de entrar. No obstante, otros entraron con sus dispositivos y grabaron imágenes de las sesiones de los dj, que ayer por la mañana aún estaban visibles en las stories personales de una docena de participantes.

En la cuenta de ‘Ibiza Underground Movement’ se detalla que a sus fiestas en «localizaciones privadas» no se puede acceder en taxi ni con el móvil y sale una foto de los organizadores, «los tres reyes». Sus rostros están tapados con emoticonos con coronas, pero se reconoce, por los tatuajes en el torso, a Jamie Roy entre ellos.

En los vídeos de la fiesta se observan momentos de las sesiones de los cuatro dj protagonistas, en un chalé completamente atestado de gente. Aunque es imposible conocer el número total, se observa que supera el centenar. El Ayuntamiento envió ayer por la tarde un comunicado en el que informaba de que la policía acudió en varias ocasiones durante la madrugada a la vivienda de Sant Mateu. El inquilino admitió a los agentes que había una fiesta, asegurándoles que eran 20 personas, pero, como no les permitió entrar, solo pudieron interponerle una denuncia por los ruidos.

La policía recibió diversos avisos durante la noche del sábado por la multitud de personas que se concentraba en el aparcamiento y la iglesia de Sant Mateu. Una de las personas que trasladó a jóvenes británicos hasta este punto de encuentro relató a este diario que allí tuvo lugar un importante despliegue de taxis pirata y furgonetas VTC deslocalizadas. Esta misma persona recogió a las siete de la mañana del domingo a participantes en el mismo lugar. «Aún estaba lleno de británicos que esperaban para irse y había varios que se hacían las rayas en el porche de la iglesia», aseguró.

Compartir el artículo

stats