Un espacio donde entretener y tranquilizar a los menores con juegos mientras sus madres denuncian a su pareja por malos tratos. Con esta premisa se ha habilitado en la Jefatura Superior de Policía de Balears la denominada sala "amable". El colorido y los tonos cálidos de esta estancia hacen más llevadera la presencia de los más pequeños la visita a las dependencias policiales. También se ha procurado evitar que los niños se crucen con los delincuentes y menos aún con el presunto maltratador.

La delegada del Gobierno en Balears, Aina Calvo, ha visitado este jueves esta estancia, que no ha dudado en calificar de "ejemplar" esta instalación. Calvo también ha resaltado la importancia de esta instalación en una "semana trágica" con seis mujeres asesinadas a nivel nacional y, además, el lunes de la semana pasada en sa Pobla, además de la madre embarazada de gemelos, la víctima mortal fue su hijo de siete años. La delegada ha ensalzado el "trabajo coordinador" que efectúa la Unidad de Familia y Mujer (Ufam) de la Policía Nacional.

Una sala "amable" para atender a las víctimas de violencia machista y a sus hijos

Una sala "amable" para atender a las víctimas de violencia machista y a sus hijos

Por su parte, el jefe superior de Policía Nacional de Balears, Gonzalo Espino, ha anunciado refuerzos en la Ufam en los próximos meses porque "es la que tiene más carga de trabajo" dentro de la Brigada de Policía Judicial ante la ingente cantidad de casos de violencia machista que se registra cada día. Respecto a la "sala amable", Espino ha respaldado su utilidad porque "había necesidad de diferenciar el espacio donde van los menores y a la madres a declarar y que no se cruzasen con los detenidos", ha subrayado. El mando policial también ha remarcado el aumento de denuncias telefónicas de víctimas de violencia de género durante la pandemia y el confinamiento.

El impulsor de esta "sala amable" y director de la Oficina balear de la infancia y la adolescencia (OBIA), Serafín Carballo, ha hecho hincapié en la importancia de habilitar esta estancia para amenizar la espera de los niños mientras sus madres denuncian malos tratos porque "Balears es la primera comunidad en número de denuncias" de violencia machista. Carballo ha subrayado que en los meses de confinamiento por la covid-19 "se han incrementado los malos tratos de manera significativa". En este sentido, el responsable de esta entidad de ayuda a los menores ha ensalzado este espacio por el "buen trato que se dispensa tanto a niños como a mujeres en un momento traumático de su vida". Asimismo Carballo ha insistido en que que esta estancia "contribuye a reducir el estrés" ha remarcado.

Una sala "amable" para atender a las víctimas de violencia machista y a sus hijos

Una sala "amable" para atender a las víctimas de violencia machista y a sus hijos