La exposición de los Estandartes abrió ayer la Semana Santa en la Catedral de la Seu en Mallorca. Esta misa de las Cofradías supuso el primer acto de una celebración marcada por las restricciones de la pandemia y la suspensión de las habituales procesiones por las calles de la ciudad. Durante este año atípico, La Seu acogerá la mayoría de los actos de Semana Santa a través de misas, eucaristías y vigilias.