Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Restauración y comercio afrontan fuertes subidas salariales en abril

Los sindicatos se resisten a aplazar otro año los incrementos pero las empresas dicen que son inasumibles

La subida salarial debe aplicarse con el sector de la restauración en plena desescalada.

La subida salarial debe aplicarse con el sector de la restauración en plena desescalada.

Los sectores que más empleo generan en las islas, como son la hostelería, la restauración y el comercio, van a tener que hacer frente a fuertes subidas salariales en abril, fruto de los convenios suscritos antes de la pandemia. Concretamente, el convenio que agrupa a la planta hotelera, bares, restaurantes y ocio nocturno contempla un incremento en las retribuciones del 3,5%, mientras que en el caso del sector comercial este alza se sitúa en un 3%. Ambos aumentos debían de haberse aplicado en abril de 2020 pero las organizaciones sindicales aceptaron aplazarlos un año. Sin embargo, UGT y CCOO se resisten a aceptar otros 12 meses de prórroga pese a que los empresarios aseguran que en estos momentos este aumentos de costes es inasumible.

Los convenios colectivos antes señalados son los más importantes de las islas, dado que en plena temporada alta pueden llegar a afectar a cerca de 200.000 trabajadores. A estos asalariados les correspondían las mejoras salariales antes indicadas para abril de 2020, pero dada la declaración del estado de alarma y por recomendación de la Mesa del Diálogo Social (de la que forman parte el Govern y las cúpulas de las patronales CAEB y PIMEB y de UGT y CCOO de Balears) las federaciones sectoriales de ambos sindicatos aceptaron aplazar su pago a abril del presente ejercicio.

Estos sectores siguen inmersos en una situación de crisis, de ahí que sus patronales estén planteando otro aplazamiento. Pero las organizaciones sindicales son reticentes a aceptarlo. El secretario de Acción Sindical de la federación de UGT que agrupa estas actividades y próximo secretario general de la misma, José García, es tajante al rechazar una nueva prórroga de esos incrementos salariales. Para empezar, recuerda que los trabajadores también se están viendo muy afectados por la pandemia (miles de ellos han pasado por los ERTE) y que en el caso del convenio de restauración y hotelería, la subida pactada fue fruto de los elevados beneficios empresariales obtenidos en años anteriores. Hay que recordar que UGT dispone de mayoría absoluta en la mesa de este último convenio, y simple en el de comercio.

La secretaria general de CCOO en esa sectorial, Silvia Montejano, esgrime también los fuertes ingresos de la hostelería durante los últimos años y, en el caso del comercio, matiza que la situación no es la misma en los establecimientos de productos esenciales, como alimentación o telecomunicaciones, que han podido incluso ver incrementadas sus ventas, que en la de otros más golpeados por la crisis, como el sector del textil.

Sin embargo, los empresarios aseguran que esas subidas son inasumibles en este momento. En el caso del comercio, desde Afedeco se señala que se está preparando una oferta a los sindicatos para limitar la mejora salarial según el impacto de la crisis en cada tipo de establecimiento, mientras que desde Pimeco se advierte que si se elevan las retribuciones, habrá despidos. Desde Restauración CAEB se subraya que ahora no se pueden aplicar mejoras salariales al estar el sector cerrado y sin ingresos, y a punto de iniciar una lenta desescalada.

UGT Hostelería

El día 5 de marzo se va a producir el relevo al frente de la federación sindical más importante de las islas. Antonio Copete, tras 20 años en el cargo, dejará la secretaría general de la sectorial de hostelería y comercio de UGT, para ser sustituido por José García.

Compartir el artículo

stats