Baleares baja por primera vez en casi dos meses de los 200 nuevos casos de coronavirus. El descenso en las últimas semanas en Mallorca arrastra a la baja al archipiélago, con 193 casos en 24 horas. La tasa de positividad, el porcentaje de positivos sobre el total de pruebas realizadas durante el día de ayer, un total de 4.337, es del 4,45 por ciento, con lo que se sitúa por debajo del umbral del 5 por ciento tal y como recomienda la UE.

Según los datos actualizados hoy por la conselleria de Salud, en las últimas 24 horas se han detectado 193 nuevos positivos de covid, una cifra que, aunque lejos de los objetivos establecidos para recuperar la normalidad, representa el dato más bajo desde el pasado 9 de diciembre, cuando aún faltaban por verse los efectos del puente de la Constitución y la última vez que se registraron menos de 200 casos en un día. Un dato al que se llega después de casi dos semanas de claro aunque lento descenso de los nuevos contagios en la isla de Mallorca, que ya ayer tuvo menos de 200 casos (hoy registra 154), pero que se veía empañada por la subida descontrolada en la isla de Eivissa desde que empezó este 2021.

Si bien los datos del fin de semana siempre deben cogerse con cautela, también es significativo el descenso de la tasa de positividad, el porcentaje de positivos sobre el total de pruebas realizadas: hoy en un 4'45 por ciento, con el que las islas se colocan por debajo del 5% que recomiendan mantener en el tiempo tanto la Unión Europea como la Organización Mundial de la Salud (OMS) para dar por controlada la pandemia.

La presión hospitalaria sigue en aumento

Mientras sigue bajando la incidencia en Mallorca, ayer en los 469 casos por 100.000 habitantes en 14 días, menos de 200 en siete días, el elevado número de contagios de las primeras semanas del año sigue traduciéndose en un aumento de la presión hospitalaria: los ingresos pasan de 453 a 476, con 23 nuevos en el último día, mientras las UCIs siguen también en aumento con 127 pacientes. La situación es especialmente complicada en Ibiza.

Con todo, sigue el goteo de fallecidos con cuatro nuevos decesos notificados. Desde que ha empezado el año son 87 muertes por la covid en Baleares, 557 desde que empezó la pandemia el mes de marzo del año pasado. Aunque la tendencia de contagios vaya a la baja, el elevado número de pacientes críticos, aquellos ingresados en las UCI, amenazan con seguir incrementando el número de fallecidos en los próximos días.