Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Primeras fugas de afiliados de Ciudadanos de Baleares hacia el PP de Biel Company

Pedro Miró, excoordinador de Palma, y Miguel Busquets, exmiembro del consejo nacional, se dieron de baja de los naranjas hace unas semanas

Miró y Busquets junto con Albert Rivera en Palma.

Miró y Busquets junto con Albert Rivera en Palma.

Destacados afiliados de Ciudadanos, que abandonaron el partido hace pocas semanas, se han inscrito como nuevos militantes del Partido Popular de las islas. Son las primeras fugas desde las filas naranjas que aterrizan en el PP de Biel Company. Se trata de Pedro Miró, que fue coordinador de Cs de Palma, y de Miguel Busquets, exmiembro del comité nacional junto a Albert Rivera.

Ambos dirigentes formalizaron su inscripción como militantes del PP de Palma hace unos días, según confirmaron a este periódico fuentes populares. Las mismas fuentes apuntaron que no serán los únicos militantes naranjas que «acaben volviendo al PP de Balears».

Hay que recordar que Ciudadanos en las islas tiene un perfil más de centro derecha que en otras comunidades y muchos de sus integrantes en algún momento han sido votantes o simpatizantes del PP. Ello lo saben en la dirección de los populares que encabezan Biel Company y el secretario general, Toni Fuster. Por ello están realizando un trabajo de «reagrupamiento del centro derecha mallorquín», que desde 2011 con Bauzá se había dispersado hacia otras formaciones. Uno de los motivos esgrimidos para estas primeras fugas es el acercamiento, tanto nacional como en Balears, con el PSOE de Pedro Sánchez y el PSIB de Francina Armengol.

Pedro Miró era considerado una persona de mucho peso en Ciudadanos y el hombre que controlaba buena parte del partido en su condición de coordinador de Palma, el gran caladero de votos naranjas. De hecho, se apunta que fue uno de los artífices de que Marc Pérez Ribas ganara las primarias para ser candidato al Govern, venciendo al entonces líder y diputado Xavier Pericay.

Por su parte, Miguel Busquets también era un dirigente destacado de Palma y con peso en Madrid, ya que llegó a estar durante tres años en la cúpula de Albert Rivera. Miró se presentó de número cinco en las listas naranjas de Palma y Busquets de número siete. En el PP explicaron que ellos renunciarán al acta en el caso de que alguno de los actuales ediles de Cs en Cort dimita.

El pasado mes de octubre se produjo una pugna interna en el seno de los naranjas que provocó el arrinconamiento de los candidatos elegidos en primarias, Marc Pérez Ribas en el Parlament y Beatriz Camiña en el Consell, al no ser incluidos en la dirección del partido que ahora comanda Patricia Guasp. A todo ello hay que unir la marcha del concejal de Sóller, Sebastià Sansó, crítico con esta decisión y con el fichaje del expresidente y ahora eurodiputado José Ramón Bauzá.

Busquets y Miró son de esta misma corriente y a mediados del pasado mes de octubre dejaron el partido descontentos con la dirección de Balears y también por la nueva línea del partido de Inés Arrimadas de acercamiento al PSOE.

Compartir el artículo

stats