Suscríbete 1,5 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Parte de Arquitecte Bennàssar verá limitada su actividad desde el viernes

En varias zonas de Sant Antoni de Portmany y de Eivissa también se impondrán restricciones para frenar la propagación del coronavirus

Tanto la presidenta del Govern, Francina Armengol, como la consellera de Salud, Patricia Gómez, adelantaron ayer en el Parlament que parte de la barriada de Arquitecte Bennàssar de Palma así como las zonas más afectadas por el coronavirus de Sant Antoni de Portmany y Eivissa verán restringidos sus movimientos y su actividad desde las diez de la noche del próximo viernes siguiendo el camino que ya transita la zona básica de salud de Son Gotleu desde comienzos del pasado fin de semana.

Hoy está previsto que la propia consellera, acompañado del alcalde José Hila como aconteció la semana pasada al anunciar las restricciones en Son Gotleu, dé más detalles sobre qué zonas verán restringidos sus movimientos y qué clase de restricciones se les aplicarán. 

Y es que con posterioridad a los anuncios en sede parlamentaria, el portavoz del comité de enfermedades infecciosas, el doctor Javier Arranz –que ofreció unos datos del día de nuevo disparados y que frenaban el optimismo que el pasado lunes despertaron un registro de nuevos contagios menor a los habituales en estas fechas– confirmaba esas nuevas medidas matizando que todavía se estaban cerrando flecos sobre qué zonas de la barriada de Palma y de las núcleos urbanos ibicencos seguirán la senda de Son Gotleu. “Las restricciones serán similares a las de Son Gotleu, pero no necesariamente serán las mismas”, señaló sin mostrar sus cartas.

El portavoz, que ha trabajado como médico de cabecera en el centro de salud de Arquitecte Bennássar que atiende a esa zona básica de salud de Palma, no tuvo problemas para delimitar la zona que se verá afectada. Así, señaló como límites del área la Vía de Cintura, Jacint Verdaguer y las calles Aragó, Balmés y Alfons el Magnànim.

“En esta zona hemos detectado una concentración de casos, lo que no significa que toda ella se vea sometida a restricciones”, volvió a matizar el portavoz señalando a la gran densidad de población de la barriada y al hecho de que dispone de transporte públicos y paradas de metro, circunstancias que apuntó que pueden facilitar la trasmisión del virus.

Arranz indicó que en la barriada palmesana conviven más de 30.000 personas –el centro de salud del mismo nombre que atiende a la población de la zona reflejaba en 2019 que atendía a 31.391 tarjetas sanitarias individuales–, lo que no significa, reiteró, “que sus treinta mil habitantes vayan a sufrir restricciones”.

S’Escorxador, ¿la siguiente?

Preguntado sobre si había otras zonas de Palma que podrían ser sometidas también en breve a restricciones ya que están registrando niveles de incidencia del corononavirus iguales o superiores a las dos ya confinadas o en vías de hacerlo (en alusión a la barriada de s’Escorxador), Arranz lo descartó al menos de manera inmediata. “Es cierto que hay zonas de Palma con un nivel similar de contagios, pero la situación es muy variable y puede que cambie a lo largo de esta semana”, supeditó. 

Con anterioridad, la consellera de Salud dijo que las medidas que se publiquen hoy en el BOIB no afectarán a todo el territorio de Vila, Sant Antoni de Portmany y a la zona de salud de Arquitecte Bennàssar, sino que se centrará en frenar los contagios en zonas concretas de mayor incidencia y teniendo en cuenta indicadores sociales.

Unas nuevas restricciones que la presidenta del Govern, Francina Armengol, ya había adelantado durante su comparecencia parlamentaria para informar de la incidencia del coronavirus en el archipiélago. Una intervención en la que reconoció que se tratan de “decisiones difíciles que no gustan a nadie” pero que darán resultados para frenar los contagios de coronavirus en estos barrios.

   Las medidas para frenar el virus suponen “nuevos sacrificios para nuestra ciudadanía, pero comienzan a demostrar su eficacia” y, de hecho, desde la “prudencia, la curva de contagios se está aplanando”,destacó Armengol antes de concluir haciendo hincapié en que todas las decisiones adotadas por su Ejecutivo han sido avaladas por los tribunales de Justicia.

Restricciones durante 15 días

A la espera de las medidas que se concreten para estas zonas, los vecinos de estas barriadas no podrán salir durante 15 días de ellas salvo para actividades esenciales como acudir al trabajo o al médico, mientras que las reuniones familiares y sociales se restringirán a un máximo de 5 personas. Si se confirman para estas nuevas áreas las mismas restricciones aplicadas desde el viernes de la semana pasada a los 23.000 vecinos de los barrios palmesanos de Son Gotleu, Can Capes, La Soledat Nord y una parte de Son Canals.

Precisamente el alcalde Hila se reunió ayer con las asociaciones de vecinos de estas cuatro barriadas para interesarse por sus necesidades más perentorias. Desde Cort recordaron que Emaya ha reforzado la limpieza diurna y mantendrá la desinfección nocturna de las calles y mobiliario urbano iniciada la semana pasada, destinando 15 vehículos y 31 personas de los diversos equipos de limpieza. Además, se ha reforzado el dispositivo de la Policía Local de Palma para hacer cumplir las nuevas restricciones.

Cinco nuevas defunciones

Por último, el portavoz Arranz informó ayer de que, según los datos del Servei de Salut correspondientes a las últimas 24 horas, se habían detectado 215 nuevos contagios de coronavirus, mientras que el departamento de Epidemiología comunicó ayer al ministerio de Sanidad 5 nuevas muertes, lo que elevaba a 271 los fallecimientos acumulados durante esta pandemia en las Islas.

Los datos de Epidemiología hablaban de 11.385 casos acumulados hasta el momento, de 8.968 altas, 489 más que el lunes, y de la existencia de 2.146 baleares con el virus activo y, por tanto, con capacidad de contagiar a otros.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats