Suscríbete 1,5 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

En estado de alarma

El decreto ley del Govern decepciona a los promotores inmobiliarios

La patronal lamenta que el Ejecutivo no haya contado con el sector para su redacción - "No es el decreto de la construcción", subrayan

Obras de rehabilitación en un hotel de Can Pastilla.

Obras de rehabilitación en un hotel de Can Pastilla. b. Ramon

El plan para la reactivación económica aprobado por el Govern no ha cumplido con las expectativas de, al menos, uno de los sectores implicados. La Asociación de Promotores Inmobiliarios de Baleares, Proinba, se ha mostrado totalmente decepcionada en su valoración del decreto de ley aprobado el pasado 13 de mayo en Consell de Govern, en el que se propone la flexibilización urbanística y la agilización administrativa hasta finales de 2021 con el objetivo de incentivar la construcción. Excluidos y relegados a un papel totalmente pasivo. Así se sienten los promotores de Balears ante las medidas de reactivación lanzadas por el Govern. Bartolomé Mayol, coordinador de Proinba, no dudó en calificar la nueva norma de "lavado de cara y postureo que no lleva a ninguna parte".

Desde la patronal de los promotores inmobiliarios se destaca que el desacuerdo se fundamenta en dos puntos. De un lado lamentan que el Govern no haya contado con el sector a la hora de elaborar la normativa; y de otro subrayan que de ningún modo este decreto va a "aligerar el problema de la falta de vivienda digna y asequible que ahora, con esta crisis, va a ser todavía más intenso". En su opinión, de las más de 150 páginas en las que se despliega la nueva norma, "el 70% son medidas dirigidas a la propia administración. No es el decreto de la construcción, no va con nosotros", resume Mayol. El decreto ley presenta una serie de medidas extraordinarias como la reconversión de hoteles obsoletos en vivienda de protección oficialo las ampliaciones de hasta un 15% en hotelesampliaciones de hasta un 15% en hoteles, restaurantes o infraestructuras de ocio siempre y cuando no se incrementen el número de plazas o de alturas. Desaparece la necesidad de solicitar la licencia de obras que se sustituye por la declaración responsable del promotor, aunque el permiso seguirá siendo necesario en construcciones nuevas. Para la asociación de promotores todas estas medidas pueden tener cierto impacto positivo, pero no son en absoluto la "panacea" para reactivar la economía de la Comunidad y tampoco pueden revertir en la creación los puestos de trabajo que se hayan perdido como consecuencia del Covid-19.

"La única medida que tiene sentido, aunque no sé si funcionará, es la reconversión de hoteles en VPO, pero tiene que haber un hotelero que lo quiera hacer", reflexiona. En cuanto a las rehabilitaciones Mayol pone el acento en que es difícil encontrar un edificio en el casco urbano, que esté ordenado y que además no se pueda demoler: "Rehabilitar es más caro que construir de nuevo y las viviendas no serían asequibles". En cuanto a las posibilidad de ampliación de infraestructuras destaca que el decreto "deja claro que no las pueden aprovechar quienes ya se hayan beneficiado de medidas similares". Según Mayol no son muchos los establecimientos que cumplan este requisito.

La eliminación de la licencia de obras y su sustitución por la declaración responsable como medida para agilizar los trámites tampoco ha sido bien recibida.

Para Bartolomé Mayol, esta nueva figura "perjudica gravemente la construcción de vivienda asequible" ya que no es aplicable a la obra de nueva. Por otro lado, los promotores critican que el Govern no haya tenido en cuenta el Plan de Impulso Económico y Modernización propuesto por la Comisión de Construcción de la CAEB en la Mesa de vivienda del Govern del pasado 7 mayo. En este documento, el sector se postulaba como "sujeto activo de la reactivación económica a corto plazo" y preveía una inversión privada de más de 2.000 millones de euros para el desarrollo de diez mil viviendas en suelo urbanizable que, según la patronal, habría supuesto la creación de más de 20.000 puestos de trabajo.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats