Suscríbete 4 Billetes GRATIS Diario de Mallorca

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Iglesia de Mallorca

Los Coritos narran su bajada de Lluc "por obediencia"

Un libro, que será presentado por el obispo Taltavull, recoge la llegada, el legado y el traumático adiós del Santuario de los Missioners dels Sagrats Cors

El padre Josep Amengual Batle posa en el claustro del Monasterio de La Real con el libro. m.adrover

La sala capitular del Monasterio de La Real acogerá el próximo viernes, a las 19:00 horas, la presentación del libro: Pujada i baixada dels Missioners dels Sagrats Cors a Lluc Una obra dirigida por el padre Josep Amengual Batle, prior del Monasterio de La Real y Delegado de la Congregación de los Coritos en Balears.

La traumática bajada de la congregación del Santuario después de 128 años de labor, oficialmente por falta de vocaciones, no terminó de ser bien digerida por mucha gente y se responsabilizó de ello al Obispado. Ahora el título del libro con la coletilla "por obediencia" suena a crítica. Josep Amengual negó esta circunstancia: "Nosotros hacemos voto de obediencia y los Missioners del Sagrat Cor subieron hace 128 años a Lluc. Amengual recordó que en la presentación de libro participará el obispo de Mallorca, Sebastià Taltavull. Por consiguiente rechazó que el título del libro sea una crítica a las formas de su marcha del venerado Santuario de Mallorca y sustitución de los Coritos por sacerdotes diocesanos.

"El libro es un pequeño recordatorio que refleja algunos de los aspectos más importantes de nuestro paso por Lluc.

La obra ha sido coordinada por el historiador Albert Cassanyes y recoge la aportación de 24 colaboradores: Damià Pons, Pere Fullana, Catalina Vallriu, Arnau Reinés, Margalida Moya, el padre Gaspar Alemany, Joan Pons o Jaume Reinés, son algunos de los colaboradores que han querido retratar el legado de los Coritos en Lluc. El padre Amengual es el encargado de explicar los aspectos históricos que llevaron a los Coritos a Lluc el año 1881 y, de forma especial analiza la salida del Santuario este 2019. "Hay que enmarcar nuestra bajada en un contexto de un mundo más diverso. Fuimos 14 sacerdotes en Lluc y ahora quedan dos y la transición ha sido buena", aseguró Josep Amengual.

Uno de los pilares fundamentales del legado de los Coritos es la Escolanía de Lluc y los Blavets. En Palabras del padre Amengual: "La escolanía es un monumento inmaterial que necesita su mantenimiento. Fue la primera escuela en poner en marcha la inmersión lingüística y de forma continuada es más antigua que incluso la de Monserrat". Amengual se congratula del apoyo de Educación a la Escolanía y cree que las instituciones deben preservar el símbolo que supone Lluc para Mallorca.

Compartir el artículo

stats