11 de julio de 2019
11.07.2019
Xavier Pericay

Pericay: "Hubo una conspiración en mi contra que Capó permitió y Madrid aceptó"

El fundador de Cs y exportavoz en Baleares relata cómo tras quedar relegados sus afines en las listas se plantó anunciando su renuncia a Rivera

11.07.2019 | 00:59
Pericay: "Hubo una conspiración en mi contra que Capó permitió y Madrid aceptó"

Fundador de Cs y exportavoz en Balears. Después de sumarse a las bajas en la cúpula nacional de Ciudadanos, Xavier Pericay (Barcelona, 1956) habla con sinceridad sobre sus últimos meses en la formación, las primarias en las islas y su relación con Albert Rivera

P ¿Que la secretaria de Organización de Ciudadanos en Balears llame "frikis" a sus bases debe tener consecuencias?
R No sé si tendrá o no consecuencias pero debería tenerlas. Es una falta de respeto absoluto por los afiliados de una agrupación y por los miembros de la junta. Manifiesta un carácter despótico con lo que es el trato con la gente del partido. Organización no puede actuar de esta manera. Llama la atención el uso del partido como bien supremo y tapadora de cuestiones como pueden ser falta de transparencia o de participación. Me gustaría poder seguir diciendo que Ciudadanos es un partido distinto al resto, pero con este tipo de actitudes es como el resto.

P Usted ha dejado el partido cuando, a diferencia de otras bajas, no cuestiona la estrategia de no facilitar el gobierno a Sánchez.
R No pude estar en el comité ejecutivo porque estaba de viaje y no sé qué hubiera votado, pero creo que cuando te presentas a una campaña con el lema de que no pactarás nada con el PSOE de Pedro Sánchez después no puedes cambiar radicalmente el discurso. Dicho esto, he hablado con compañeros que asistieron a la reunión y me produce una sensación de desazón, porque, si bien es cierto que es una estrategia acordada, es un debate que no cuestiona el ideario del partido. Es la falta de gestión de la discrepancia, entre otras cosas, que hacen que deje la ejecutiva de Ciudadanos.

P Entre esas otras cosas está, según dijo, que no se sintió arropado en las primarias del partido.
R En la vida hay que estar preparado para ganar y perder y yo perdí las primarias de manera legal. Ahora bien, no puedo callar cuando luego voy sabiendo cómo se produce. Hubo una conspiración que surge en la junta de Palma, impulsada por el entonces coordinador y que, por lo tanto, es responsabilidad de Organización. No digo que Joana Capó impulsara la conspiración, pero sí la permitió. Y todo ello lo aceptó Organización en Madrid.

P Es decir, Fran Hervías lo sabía.
R Absolutamente. Todo lo que pasaba le había ido llegando.

P Hablamos de la victoria de Marc Pérez-Ribas y casi no habla de Marc Pérez-Ribas. ¿Qué papel juega al final en esto?
R Hay que pedírselo a él. Si habiendo formado parte de la junta de Palma y haber sido candidato a primarias no sabía nada significa que se prestó. Algo que es común en política por vanidad o por ambición. Es grandecito. Sabrá qué hace y quién le ha llevado ahí.

P También han quedado fuera sus colaboradores en el partido.
R Cuando me ofrecen ir en listas no acepto porque no quiero un premio de consolación y porque con los que habían ganado no quería tener nada que ver. Hablé con la dirección del partido para pedir que la gente que había trabajado conmigo fuera bien tratada en las listas. Olga Ballester debía ser la número dos. Cuando Organización aquí hace una lista diferente y se ratifica en Madrid es cuando anuncio, hace ya dos meses, mi renuncia al comité ejecutivo. Cuando acabamos, Albert Rivera me hizo pasar al despacho y me pidió que me quedara y que le sabía mal lo de Balears. Me dijo que había que buscar una fórmula para que siguiera y yo me echo atrás. Pero eso se quedó ahí.

P Un día usted dice que si Bauzá desembarca en las listas de Ciudadanos, usted sobra. Hoy Bauzá es eurodiputado, hizo campaña en Balears y usted está fuera.
R Nadie de la dirección me hizo ninguna observación, al revés, hubo gente que me dijo que me entendía. Era un sentimiento mayoritario en el partido aquí. Con Bauzá no era un problema ideológico, sino de su historial como presidente. Había hablado con mucha gente y, antes de que hubiera nada concreto, trasladé la información que tenía a Madrid. Pero eso pasa y Albert me pide seguir. No pudo ser decisivo.

P ¿Cuál es su relación a día de hoy con Albert Rivera?
R Desde esa reunión, inexistente. Pero nunca ha sido una mala relación. No tengo ningún reproche más allá de su manera de llevar el partido. Albert se equivocó con la frase de que 'a quien no le guste que funde otro partido' tras las bajas. Debe haber una aceptación de la crítica, tanto por parte de Albert Rivera como de quienes tiene al lado, por lo que deberían hacer un mayor ejercicio de empatía.

P En medio de la tormenta a nivel nacional, se afilió Joan Mesquida. ¿Será el líder en Balears?
R Es una posibilidad porque lo sí creo es que la organización del partido no le dan ningún liderazgo a Marc Pérez-Ribas. Sin embargo, Mesquida es diputado nacional, portavoz adjunto y tiene la confianza de Albert Rivera. Tiene muchos puntos para asumir esta responsabilidad en Balears.

P ¿Los resultados el 26M eran los resultados que esperaban?
R Encuestas internas dos daban entre 9 y 10 diputados y hemos tenido la mitad. No es un buen resultado. En Palma teníamos la posibilidad de gobernar. Yo estaba convencido. Es un resultado malísimo. Eivissa es la única buena noticia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

METEOROLOGÍA

El Tiempo

El tiempo en Mallorca

Conoce la previsión meteorológica de las principales ciudades de la Mallorca, de España, de Europa y del mundo. Busca el tiempo en tu ciudad.