17 de junio de 2019
17.06.2019

Baleares, la segunda comunidad con las tasas más elevadas de gonorrea y sífilis en 2017

Los casos de gonorrea y sífilis se multiplican por siete en España desde el inicio del siglo XXI, según datos del ISCIII

17.06.2019 | 14:35

Baleares es la segunda comunidad, solo por detrás de Cataluña, con las tasas más elevadas de gonorrea y sífilis en 2017, según el informe 'Vigilancia Epidemiológica de las Infecciones de Transmisión Sexual en España 2017', publicado por el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social este jueves.

A nivel general, los casos de gonorrea en España se han multiplicado por ocho en España desde el año 2000: de 1.045 al comienzo de siglo a los 8.722 del año 2017. Al mismo tiempo, la sífilis también ha registrado un crecimiento exponencial, desde los 700 casos en 2000 a los 4.941 en 2017 (siete veces más).

El análisis, que realiza un seguimiento desde el año 1995 en infecciones por gonorrea, sífilis o clamidia, identifica claras tendencias y puntos de cambio. En el primer periodo (1995-2001), se produjo una reducción anual del 27 por ciento, mientras que entre 2001 y 2013 aumentó de media un 11,7 por ciento al año. La situación ha ido empeorando desde entonces, con un crecimiento del 26,3 por ciento anual.

Así, aproximadamente se registran más de 1.000 casos más de gonorrea cada año. Se ha pasado desde los 1.954 en 2009 a los 8.722 de este año, con 6.331 en 2016, 5.170 en 2015, 4.562 en 2014, 3.315 en 2013, 3.044 en 2012, 2.640 en 2011 y 2.306 en 2010. Por comunidades autónomas, las tasas más elevadas en 2017 se dan en Cataluña (48,50), Baleares (41,79) y Madrid (28,48), mientras Murcia (2,44), Castilla y León (3,18) y Extremadura (3,26) son las que menos.

La infección gonocócica, según estos datos, es mayoritariamente de hombres: representan el 83,8 por ciento de los casos (6.901) en 2017, con una mediana de edad al diagnóstico de 30 años. Sin embargo, el informe también revela que las mujeres son diagnosticadas en edades más precoces que los hombres: aproximadamente a los 27 años frente a los 30 de los hombres.

Las tasas en hombres fueron superiores a las de mujeres (31,00 y 5,77 por 100.000, respectivamente). Según edad, las más elevadas se produjeron en el grupo de 20 y 24 años (78,1), seguidas del grupo de 25 a 34 años (63,50). Por edad y sexo, los hombres ganan a las mujeres en todos los grupos de edad.

Datos similares en Sífilis

Las cifras son similares en infecciones por sífilis, que se ha multiplicado por siete desde comienzos de siglo, con una tasa en 2017 en 10,61 por 100.000 habitantes. El análisis del Ministerio de Sanidad indica que de 2001 a 2010, el aumento anual de casos fue del 17,7 por ciento, mientras que este crecimiento se ha ralentizado desde 2010: +3,9 por ciento al año.

Las CCAA que notificaron tasas más altas en 2017 fueron Cataluña (21,80), Baleares (17,84), Canarias (14,74) y Aragón (11,02). Las de menor incidencia, en cambio, fueron Melilla (1,18), Castilla La Mancha (3,49), Galicia (4,18) y Murcia (4,27). Nuevamente, los más afectados son los hombre: el 88,9 por ciento (3.863), con una mediana de edad de 37 años sin diferencias por sexo. El 58,8 por ciento de los diagnosticados por sífiles en España durante 2017 tenía entre 25 y 44 años.

Al igual que en la infección gonocócica, las tasas fueron más elevadas en hombres (19,25) que en mujeres (2,31), pero a diferencia de esta enfermedad el grupo de edad con las tasas más altas fue el de 25 a 34 años (27,49 por 100.000 habitantes). Por edad y sexo, las mayores tasas se produjeron entre los 25 y 34 años en hombres (50,46 casospor 100.000) y de 20 a 24 en mujeres (5,28 por 100.000). El segundo grupo de edad más afectado fue el de 20 a 24 años en los hombres (37,43 casos por 100.000) y el de 25 a 34 años en mujeres (4,51 casos por 100.000).

La ITS que iguala a mujeres y hombres es la clamidia. De los 9.851 diagnósticos en 2017 con información disponible sobre sexo, el 52,1 por ciento (5.133) fueron mujeres. La mediana de edad al diagnóstico fue de 27 años, siendo las mujeres más jóvenes que los hombres (24 y 29 años, respectivamente). La mayoría de infecciones se produjeron entre los 25-34 años (35,8%) y 20-24 años (27,3%). El porcentaje de casos entre 15 y 19 años fue del 11,1 por ciento: 17,3 por ciento en mujeres y 4,2 por ciento en hombres.

En total, la clamidia llevó a 9.865 casos de infección en 2017 en el conjunto de las quince comunidades autónomas que disponen de sistema de vigilancia para esta enfermedad, con una tasa de 24,55 casos por 100.000 habitantes. Las más altas se notificaron en Cataluña (68,55), País Vasco (43,18), Navarra (39,63) y la Comunidad de Madrid (24,79). Melilla no declaró ninguna infección, y tampoco en gonorrea.

Estos datos han llevado a la ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo, a alertar este jueves del "repunte muy preocupante" de las infecciones de transmisión sexual (ITS), así como a poner en marcha la campaña '#SiemprePreservativo', que tiene como objetivo que el grupo de población más vulnerable a las ITS, los jóvenes, "usen siempre el preservativo en sus relaciones sexuales, en cualquier situación y circunstancia".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

METEOROLOGÍA

El Tiempo

El tiempo en Mallorca

Conoce la previsión meteorológica de las principales ciudades de la Mallorca, de España, de Europa y del mundo. Busca el tiempo en tu ciudad.