03 de marzo de 2014
03.03.2014
Conflicto educativo

"El TIL va mal y los resultados serían peores de no ser por los profesores"

El nexo entre el Govern y las aulas. Cuatro directores, Jordi Escudero, Joana Maria Mas, Antoni Morante y Antònia Serra, exponen en estas páginas las carencias y dificultades que han detectado en el primer medio año de aplicación del TIL, indican cómo lo mejorarían y lamentan el trato que da el Govern a la escuela pública. Defienden su labor y aseguran que, independientemente de si están de acuerdo o no con el proyecto, son los profesores los que están sacando adelante el TIL de la mejor forma posible. Son los primeros interesados en normalizar la situación y acabar con la crispación

03.03.2014 | 06:30
Jordi Escudero, Joana Maria Mas, Antoni Morante y Antònia Serra posan en los jardines de este diario.

Las opiniones de los directores

título del la imagen
  • Antònia Serra, directora del IES Damià Huguet
    "Nos han hecho correr en un circuito de Fórmula Uno con nuestro coche: sin recursos ni asesoramiento". "En un proyecto lingüístico de centro el inglés no debería tener el mismo peso que el castellano o el catalán porque no es una lengua oficial"
título del la imagen
  • Jordi Escudero, director del CEIP Sant Bartomeu
    "Es increíble que creen un grupo de apoyo tras cuatro meses del inicio de curso, que nos pidan ahora si tenemos dudas pedagógicas". "Si en las pruebas del IAQSE yo viera que mis alumnos obtienen peores resultados en castellano, sería el primero que diría de hacer más horas en esta lengua".
título del la imagen
  • Joana Maria Mas, directora del CEIP Ses Rotes Velles
    "No nos oponemos a la enseñaza de las dos lenguas oficiales ni al inglés, pero no nos gusta la falta de rigor pedagógico". "Nos acusan de politizar, pero son ellos los poco profesionales: si haces un decreto se supone que es para cumplirlo. Nosotros lo cumplimos e hicimos todo lo que pedían"
título del la imagen
  • Antoni Morante, director del ies medina mayurqa
    "El TIL no funciona porque aplicarlo tan rápidamente ha sido una decisión política de un Govern que creía que obtendría así algo de rédito político". "Hace falta autonomía de centro real, siempre con rendición de cuentas y vigilando que no baje el nivel ni en catalán ni en castellano"

­En medio del conflicto educativo ellos están en uno de los puestos más difíciles, ya que se deben a la conselleria de Educación, pero también a los alumnos, a las familias y a los profesores. Son muchos malabarismos. Los representantes de las dos asociaciones de directores acuden a este diario para exponer las carencias y problemas detectados en estos seis primeres meses de Tratamiento Integrado de Lenguas (TIL) y para esbozar su propuesta de plan plurilingüe. Joana Maria Mas, directora del colegio Ses Rotes Velles de Calvià y Jordi Escudero, director del colegio Sant Bartomeu de Alaró, representantes de ADIPMA, dan su visión desde Primaria e Infantil mientras que la junta directiva de ADESMA, Antoni Morante, del instituo Medina Mayurqa de Palma, y Antònia Serra, del Damià Huguet de Campos, describen la situación de Secundaria. Recuerdan que ellos no solicitan que se derogue el TIL, sino que se aplace hasta haber hecho un planteamiento pedagógico serio. Además subrayan que, "a pesar de todo", han conseguido mantener los centros en funcionamiento "y evitar que el desastre sea mayor".

Además del aterrizaje del TIL, también han tenido que asumir el parón de la huelga. Explican que lo han reprogramado todo y que no dejan escapar ni una hora de clase para intentar compensar los días perdidos y confían en haber recuperado el ritmo antes de que acabe el curso.

TIL: AÑO CERO

Llegó rápido y mal
"Es como si nos hicieran competir en un circuito de Fórmula Uno con nuestro coche". Así ve Antònia Serra cómo han tenido que asumir la aplicación del trilingüismo estos meses. "No nos han ayudado y el TIL va mal", prosigue, "los resultados finales no serán tan malos porque en los centros intentamos mitigarlos", lamenta. Joana Maria Mas la secunda: "Hemos empezado con lo que teníamos, no nos han dado recursos ni asesoría, ni nos han preguntado qué nos hacía falta".

Ahora, con el curso ya comenzado, es cuando la Conselleria ha empezado a ofrecer alguna asesoría e instrucciones, pero les parecen apoyos insuficientes, ambiguos y que llegan tarde. Se plantean si los técnicos que conforman el grupo ATLES recientemente configurado son expertos que realmente puedan asesorarles. A Jordi Escudero le indigna que este grupo se haya creado cuando ya han pasado cuatro meses de curso: "Que nos vengan a pedir dudas pedagógicas ahora, cuando toda la comunidad educativa ya las había planteado en septiembre...". En su opinión, la Conselleria les tiró el TIL encima confiando en que funcionara: "Nosotros hemos hecho lo que hemos podido".

Subrayan que el único documento que esboza unas indicaciones metodológicias es la orden de desarrollo del TIL. Antoni Morante señala que esta orden, hoy día un borrador, estará lista a final de curso: "Este año hemos tirado para adelante sin ninguna instrucción, aunque las hayamos pedido varias veces, y sin recursos extra: aunque Bauzá lo diga, no se ha dotado de ningún recurso extra a ningún centro y la mitad de los institutos no tiene auxiliar de conversación y a más de la mitad le faltan profesores para hacer todas las asignaturas previstas en inglés".
En cuanto a resultados, Morante recuerda que en los institutos hicieron un informe a partir de las notas de la primera evaluación en el que el porcentaje de suspensos en las asignaturas en inglés crecía hasta un 30% en comparación con el curso anterior. "Y si los resultados no son peores es porque los profesores hacen un esfuerzo considerable", reitera.

¿Es éste un año perdido? Mas garantiza haber oído a miembros de la Conselleria que ya admiten que ésta es "una generación perdida". "Ha sido un curso de experimento", considera Morante, "pero los planes piloto se han de hacer con una muestra muy controlada, evaluar los resultados..." Escudero recuerda además que hubo un plan piloto en 50 centros, pero señala que no se evaluó para diseñar el TIL. La directora del Damià Huguet tiene claro el motivo: "Hubo una urgencia política para poner esto en marcha rápido y se hizo sin medios y sin consenso".
El presidente de ADESMA también lo ve así: "Ésa es la clave de por qué no funciona: aplicarlo tan rápido es clarísimamente una decisión política de un Govern que creía que así obtendría algo de rédito político". Para Morante, el momento en el que el TSJB suspendió el calendario de aplicación hubiese sido ideal para pararse a reflexionar, "pero decidieron implantarlo a lo bestia".

Deploran que no se hayan tenido en cuenta indicadores como los resultados de las evaluaciones de competencia lingüística de los alumnos que hace el Institut d´Avaluació i Qualitat del Sistema Educatiu (IAQSE), de la propia conselleria. "Si los niveles de competencia en las lenguas oficiales son similares, ¿había necesidad de cambio?", plantea Escudero.

Rechazan la etiqueta de "directores antiTIL" y puntualizan que tampoco se trata de una campaña contra el PP: "Hemos tratado con consellerias del PP durante años y siempre hemos podido dialogar".

La directora de Ses Rotes Velles insiste: "Nosotros no nos oponemos nunca a la enseñanza de las dos lenguas oficiales ni al inglés, pero no nos gusta la falta de rigor pedagógico". Serra asegura: "Si me demuestran que a nivel pedagógico esto puede funcionar y me dan las herramientas, lo sacaremos adelante, pero así no sabemos cómo hacerlo".

"Lo que también ha sido un desastre es que nos han cambiado los cromos a mitad de partida", prosigue: "Nosotros teníamos un proyecto hecho en base al artículo 20, que es lo que han hecho en la concertada y por eso tienen menos problemas como dice Bauzá, pero luego nos dijeron que no podíamos ir por ahí. Cuando teníamos hechos los proyectos y votados por el consejo escolar, aparecieron las instrucciones de Guillem Estarellas y nos dijeron que no". Ante los vaivenes y parches jurídicos del proyecto, Mas señala la contradicción: "A nosotros nos culpan de politizar, pero los que politizan y no son profesionales son ellos, si haces un decreto se supone que es para cumplirlo". Continúa: "Cumplimos el decreto a rajatabla, hicimos informes sociolingüísticos y todo lo que nos pedían... y luego nos sacan unas instrucciones que dicen que no podíamos seguir el decreto como lo habíamos hecho". Revela que centros con proyectos que en teoría ya tenían el visto bueno de Educación han recibido llamadas con el curso ya empezado: "Añade media hora aquí y otra allí... todo sin justificación ni rigor".

SU PROPUESTA

TIL progresivo y adaptado
Los directores han empezado a trabajar una propuesta de modelo plurilingüe. No quieren avanzar mucho, pues están todavía pidiendo asesoría a los expertos, pero de las críticas que hacen al modelo del Govern se puede intuir por dónde irá su plan, que en cualquier caso quieren que sea "viable y asumible por la sociedad".

Entre los puntos que parecen tener claro está que la aplicación sea realmente progresiva desde los primeros cursos de Infantil ("Es la primera vez que un programa así se implanta de golpe en tantos cursos a la vez") y que a la hora de diseñar los proyectos lingüísiticos se parta de la realidad sociocultural de cada centro, de los resultados de las prueblas del IAQSE y de un plan piloto bien hecho y evaluado, insiste el director de Alaró: "Se debería haber implantado en base a los resultados de cada centro". Ahí entraría en juego otro elemento clave: la autonomía de centro. Morante puntualiza que esta autonomía que reclaman no sería para tener carta blanca: "Iría siempre supeditada a una serie de requisitos y a la rendición de cuenta, vigilando siempre que los resultados no bajen en ninguna de las dos lenguas oficiales".

¿Estarían dipuestos a que el catalán pierda presencia?, ¿La desaparición de la inmersión no es uno de los principales obstáculos infranqueables de este conflicto? Mas reacciona calificando de "falacia" que en Balears se haga inmersión: "Siempre se ha hecho castellano e inglés también y hace años que hacemos programas en inglés, como Secciones Europeas."

Escudero indica que si en las pruebas del IAQSE sus alumnos obtuviesen peores indicadores en castellano, él sería el primero que propondría dar más castellano. A Mas, que dirige un centro en un municipio turístico receptor de mucha inmigración, le preocupa que empeoren los resultados en catalán, ya que al haberle dado más presencia a esta lengua en los últimos años habían conseguido aumentar las competencias de los chavales logrando que lleguen a la ESO con los mismos resultados que en castellano. "Ahora no saldrán dominando las dos lenguas como marca la la ley", se teme. Serra por su parte señala que como en Campos igual van un poco mejor en catalán que en castellano bastaría hacer una asignatura más en castellano y ya está.

Sostiene que el inglés no debe tener el mismo nivel que el castellano y el catalán en un proyecto lingüístico porque no es una lengua oficial: "No hay ninguna comunidad autónoma que obligue de forma universal a los alumnos a estudiar asignaturas no lingüística en lenguas no oficiales".
Morante acude a un estudio realizado por la Universidad Carlos III y FEDEA sobre el proyecto bilingüe madrileño que constata un bajón en la adquisición de competencias en algunas materias realizadas en inglés: "Por eso algunas asignaturas deberían quedar excluidas, cuando el TIL nos obliga a dar Ciencias sociales, Matemáticas o Ciencias Naturales en inglés". Critican también que no se hayan planteado otras opciones para mejorar la enseñanza de inglés: reforzar las clases, hacer desdoblamientos...

LAZOS Y MODALIDADES

Problemas que "no existían"
Los directores consideran "rídiculo" haber hecho toda una ley, la de Símbolos, para quitar unos lazos que de haberse reconducido la situación "hubiesen acabado por desaparecer". Entienden la normativa como "una prueba más del concepto que tiene el Govern sobre los centros". Según Morante, "siempre ha habido manifestaciones en los centros y está regulado por reglamento qué mensajes se pueden exponer y cómo. Había una convivencia establecida y al intentar prohibirlo han conseguido que haya lazos por todo".

Otra cuestión que les parece absurda es que el Govern se preste a defender según qué y a crear problemas "donde no los había". Serra plantea: "¿Por qué no cuestionan qué variedades de castellano se han de estudiar en el aula? Soy profesora de catalán y las modalidades se han estudiado siempre. Llámalo balear si quieres, pero no te inventes gramáticas".

FRACASO ESCOLAR

Defienden un pacto de mínimos
El president Bauzá y la consellera Camps señalan que el objetivo del TIL es atajar el fracaso escolar. Los directores dan por sentado que no sólo no se logrará, sino que la situación empeorará y se preguntan qué ha hecho este Govern para combatir el fracaso: "Nada", zanja Morante, quien recuerda que así como ahora "todo es inglés y nada más", durante dos años Educación se ha centrado únicamente "en recortar" (aumentar ratios, bajar presupuestos de centros, reducir plantillas...).

Ellos siguen defendiendo y trabajando en lograr un pacto "aunque sea de mínimos". ¿Es realista en un contexto como el actual? "Nosotros seguimos trabajando e intentamos remover conciencias".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

METEOROLOGÍA

El Tiempo

El tiempo en Mallorca

Conoce la previsión meteorológica de las principales ciudades de la Mallorca, de España, de Europa y del mundo. Busca el tiempo en tu ciudad.