PSOE y Més registraron ayer en el Consell la solicitud de un pleno extraordinario para pedir la reprobación de la presidenta de la institución, la popular María Salom, por "hundir económicamente" al Consell, no defenderlo ante el Govern permitiéndole que invada competencias y por gobernar de "espaldas al municipalismo". La última Asamblea de Alcaldes, en la que se acordó apoyar el TIL, fue "la gota que ha colmado el vaso" ya que Salom "impidió que en ese organismo, pensado para el diálogo, se intentara alcanzar un acuerdo para aprobar un texto de consenso, cortando el debate e imponiendo que se votara", según afirmaron el socialista Francesc Dalmau y el portavoz insular de Més, Joan Font, tras registrar la petición de pleno extraordinario. El Gobierno insular dispone de quince días para convocar este pleno, que deberá celebrarse en los próximos tres meses.

"El Consell a Salom le viene grande", declararon Dalmau y Font quienes afirmaron que la presidenta insular "no cree en la institución" y "no defiende los intereses de los mallorquines", como lo demuestra el constante recorte de los presupuestos y la deuda creciente del Govern con el Consell.