Nuevo golpe a las familias con escasez de recursos económicos. La conselleria de Educación deja sin ayudas a los alumnos usuarios del servicio de comedor escolar para el presente curso. Así lo ha comunicado formalmente el departamento de Juana María Camps al diputado de Més Antoni Alorda, que había solicitado saber la fecha en la que la Conselleria sacaría la oferta de ayudas y también su cuantía.

"Esta Conselleria no tiene previsto convocar becas de comedor para el curso 2013/2014", es la escueta y contundente respuesta por escrito de Camps al parlamentario en la oposición.

Hasta ahora el Govern del PP había ido reduciendo la partida presupuestaria para estas becas, además de abundar en la demora de su abono, un retraso que ya empezó con el Pacto de Progreso; sin embargo, la Conselleria no había llegado hasta el extremo de anular por completo cualquier ayuda a las familias para que sus hijos puedan almorzar en el comedor del colegio.

El pasado 3 se septiembre, el departamento de Camps sacó la convocatoria de estas ayudas para el curso 2012/2013, es decir, una vez terminado el periodo lectivo. La dotación es de 590.000 euros, y para optar a la concesión los padres deben poder demostrar que el alumno ha usado el servicio de comedor como mínimo el 70% de los días. El pago de las becas debería hacerse antes del próximo 31 de diciembre, pero según la federación de asociaciones de padres de alumnos, la Conselleria todavía está abonando las ayudas del curso 2010/2011.

Desde que gobierna el PP, Educación ha recortado en torno al 40% la cuantía de dinero que destina a estas becas. Con todo, el anuncio de Camps de eliminar ahora estas ayudas en su totalidad agrava aún más la problemática de casos de malnutrición infantil que se vienen detectando en algunos centros educativos, denuncia Antoni Alorda.

Para el diputado, resulta además vergonzoso que "no se publique la convocatoria de las becas hasta que el curso está finalizado, lo que obliga a las familias a tener que adelantar el dinero durante el mismo, algo que resulta imposible para muchas de ellas debido a la actual coyuntura de crisis". Alorda tacha de "irresponsable" la respuesta de la Conselleria: "Ante los retrasos que acumula en los pagos, lo mínimo que tendría que haber hecho es asegurar que este curso también habrá convocatoria de becas. De este modo la gente sabría que una vez más tendría que avanzar el dinero por su cuenta y tardaría en cobrar, pero terminaría haciéndolo".