El director general de IB3, José Manuel Ruiz, anunció ayer en el Parlament que el ente público pagará 19 de los 20,5 millones de deuda contraída con sus proveedores durante el primer trimestre de 2012. Ruiz compareció ayer en el Parlament para explicar las cuentas de la radio y televisión pública de Balears. "Hoy es un día importante. Entre todos hemos conseguido salvar esta casa", afirmó el director general en relación a las cuentas del ente para 2014.

IB3 contará con un presupuesto para el año próximo de 32,1 millones de euros, dos millones más que este año. A la televisión se destina 24,5 millones, 3,2 millones a la radio y el resto al ente público en general. El Govern es la principal vía de financiación de IB3, ya que aportará más de 30 millones a las cuentas de la radio y televisión de Balears durante el próximo ejercicio.

El máximo responsable del ente público reiteró que en estos momentos no existe ningún peligro de cierre de la televisión autonómica, ya que se ha "conseguido equilibrar un presupuesto que nos permitirá afrontar con garantías el servicio público que IB3 ofrece a la ciudadanía de Balears". Añadió que ya se ha superado la "etapa de la continuidad y ahora es el momento de hablar de contenidos". No obstante, Ruiz aprovechó la ocasión para recordar que cuando llegó a IB3 se encontró con una deuda de 81 millones de euros.

El diputado socialista Cosme Bonet le sacó las cuentas de 2012: "Aseguraron que el presupuesto era también de 28 millones y, al final, el vicepresidente Gómez tuvo que admitir que se envió 12 millones más para poder terminar el año, con lo que el presupuesto ascendió a más de 40 millones". Ruiz le replicó apuntando que para el 2014 "podemos tener cierta tranquilad por haber fijado una hoja de ruta correcta". Bonet también le interpeló sobre las injerencias del Govern en la gestión y los contenidos. El director general del ente público le contestó con rotundidad: "Yo tengo autonomía e independencia".

Por otra parte, IB3 dedicará el próximo año 6,5 millones de euros, un 25% del total de su presupuesto, a producción propia. El objetivo es incentivar el sector audiovisual de las islas que tanto "ha sufrido" en los últimos años de la crisis, según el máximo responsable de la televisión balear.

El director general del ente público audiovisual también aseguró que no se prevé la reducción de plantilla para el próximo año, cuyo gasto representa el 14% del total del presupuesto. A juicio de José Manuel Ruiz, este "es uno de los factores que contribuirá a la supervivencia del ente público en los próximos años".

0,85% de las cuentas del Govern

El máximo responsable de IB3 afirmó que el presupuesto de la radio y la televisión pública supone solo el 0,85% de las cuentas del Govern. "Esta cifra -añadió Ruiz- significa que el servicio público que representa IB3 no es caro y, por este motivo, no existe ninguna circunstancia que amenace su continuidad".

Otro de los aspectos que se trataron en la comparecencia del director de IB3 fue la internalización de la plantilla de los servicios informativos. Desde la oposición se le recriminó que la producción de informativos estuviera en manos de una empresa privada. José Manuel Ruiz aseveró que en ningún momento se internalizará el personal de informativos. Para defender esta postura se referió a otras televisiones autonómicas (Canal Nou), con costes de plantilla que suponen el 40% de su presupuesto total, lo que en muchos casos las convierte en empresas públicas de "dudosa viabilidad".