El portavoz y diputado en el Congreso, Miquel Ramis, se mostró ayer partidario de que en el nuevo sistema de financiación para Balears se fije una "cláusula de equilibrio o moderación". Esta cláusula permitiría que la aportación estatal a las islas estuviera en torno a la media del resto de las comunidades Autónomas.

"Nuestra gran batalla no son los presupuestos generales del Estado, sino la financiación autonómica", aseveró Ramis, que compareció ayer para explicar las cuentas del Gobierno de Mariano Rajoy para Balears. El parlamentario popular, tal y como afirmó el president José Ramón Bauzá el pasado jueves, admitió que si Balears estuviera a la media de financiación no tendría déficit.

Sobre los presupuestos afirmó que son "mejorables", pero desde el PP han actuado de forma "razonable y seria" para lograr introducir una enmienda que se traducirá en 74 millones de euros para depuradoras, con lo que las inversiones estatales en el archipiélago duplicarán la previsión inicial hasta los 148 millones.

Después de estas explicaciones, Ramis arremetió duramente contra los partidos de la oposición y, tanto PSOE como Més, no tardaron en replicarle. El portavoz del PP acusó a la socialista Francina Armengol, de "incitar a la insumisión bancaria" por plantear al Govern "que no se le pague a los bancos". Aseveró que los socialistas "han perdido el norte, necesitamos una oposición seria". Ramis puso el ejemplo de una familia de clase media: "Una vez que tiene sus necesidades básicas cubiertas, le sobra algo de dinero para pagar sus créditos con los bancos o hacer obra social. ¿Qué priorizarían? ¿Y qué es lo que hace Armengol en su casa? ¿Tampoco paga sus préstamos?", apostilló.

Criticó que Més, a través de Esquerra Republicana, según Ramis, presentara enmiendas cuya aprobación representaría que las inversiones del Gobierno en Balears se incrementarían en 2014 en 6.719 millones de euros. El diputado popular llamó "iluso y visionario" al líder de Més Biel Barceló y tildó de "inútiles" a los miembros de su partido, "ya sea por no saber lo que piden o por saberlo y seguir reclamando inversiones disparatadas".

Armengol contra el Govern

Francina Armengol arremetió contra los presupuestos de la Comunidad para 2014 del Govern de José Ramón Bauzá. Dijo que no afrontan las necesidades reales de una sociedad castigada por la crisis, ya que destinan un 25 % a pagar a los bancos y apenas un 1 % a políticas de empleo. "No son unos presupuestos para el crecimiento económico, sino todo lo contrario", subrayó la socialista. De igual modo, recordó que el president del Ejecutivo prometió un plan de fomento del empleo que no tiene ningún reflejo en el proyecto de cuentas públicas que ha planteado ante el Parlament.

La líder de la oposición recriminó que el Govern se vaya a seguir endeudando con los bancos hasta alcanzar los 1.088 millones de nuevo pasivo financiero y "subir la deuda de la comunidad hasta cotas nunca vistas, pero no para realizar inversiones y mejorar los servicios sociales, sino para devolver el dinero más rápido a la propia banca", apostilló.