Algunas palabras suenan absurdas después de una tragedia. ¿Se puede calificar de "impecable" la actuación de un Govern y de los servicios de extinción horas después de que se hayan quemado más de 2.200 hectáreas de la Serra de Tramuntana? ¿Cómo vamos a mejorar en el futuro si nos otorgamos un generoso diez? Un conocido profesor de La Salle bramaba que los dieces eran para Dios, ergo Bauzá y sus consellers se proclaman divinos.

Otras voces son precipitadas. ¿Puede un president del Govern arremeter contra un falso culpable? Bauzá señaló erróneamente al hermano del presunto responsable del incendio. Estas mismas acusaciones, que sentencian antes del juicio, suenan a estrategia. Si se echa toda la culpa sobre una persona, evitamos el debate sobre otros aspectos de la catástrofe. Una estratagema propia de sesudos asesores.

Otras palabras se antojan oportunistas. ¿Deben el Rey de España y el propio Bauzá pedir un aumento de la pena para delitos contra el medio ambiente?, ¿se puede modificar el Código Penal a golpe de actualidad?, ¿antes de hablar, han analizado el monarca y el político del PP cuáles son las condenas que fija la legislación vigente para un incendiario? Tanto don Juan Carlos como Bauzá explicaron el 6 de agosto la conveniencia "de reformar el Código Penal para actuar con mayor contundencia contra los que, por negligencia o voluntariamente, originen incendios". A pesar de la opinión regia y presidencial, la ley española ya es muy dura para quienes atentan contra la naturaleza.

Lo explica con claridad la fiscal Rosario García Guillot en el escrito por el que solicita el ingreso en prisión del principal acusado por el fuego de Andratx y Estellencs. "Los hechos pueden ser calificados como un delito de incendios forestales del artículo 352 del Código Penal, que a su vez hace referencia a las penas del artículo 351 (prisión de 10 a 20 años) al haber existido peligro para la vida o integridad física de las personas. Además, hay que aplicar las agravaciones previstas en el artículo 353 por la especial gravedad del incendio al haber afectado a una superficie de considerable importancia, con graves efectos erosivos en el suelo, con alteración significativa de las condiciones de vida animal o vegetal y con afectación a espacio natural protegido, por lo que la pena se sitúa en el grado medio (prisión de 15 a 20 años)". Pueden encontrarse más circunstancias agravantes o atenuantes, pero las penas por este tipo de delitos son hoy mismo comparables a las de un crimen. ¿De verdad sabían de qué hablaban el Rey y el president?, ¿de verdad el uno o el otro tomarán alguna iniciativa para que se tengan en cuenta sus opiniones? No lo harán, estamos ante una cortina de humo o, si lo prefieren, una serpiente de verano.

Fabricar o reformar leyes es un chollo. Tenemos un problemas, culpemos a la ley. Sufrimos un atentado, hay que endurecer las penas. Se produce un abuso a menores, más cárcel (salvo si se trata de un iraquí de pasado oscuro y protegido de los servicios de inteligencia). Un conductor borracho causa un accidente grave, tiene que pudrirse en prisión (salvo que su abogado esté en el bufete del hijo del ministro de Justicia).

Endurecer las condenas es la tapadera con la que las administraciones encubren su incompetencia para hacer cumplir las leyes vigentes. Este país padece auténticas diarreas legislativas tanto en el Congreso como en los parlamentos autonómicos. Sin embargo, los mismos que le dan al botón de los churros legislativos, se muestran escasamente dispuestos a aportar los medios para que las normas se cumplan. Que se olviden el Rey y Bauzá de endurecer las penas para los incendiarios, la Justicia tiene la mano suficientemente armada en este aspecto. El president del Govern debe preocuparse y ocuparse de que los bosques estén limpios, de que los servicios de extinción sean suficientes y estén bien dotados -los vecinos aseguraron que los primeros camiones llegaron con un solo bombero- y de analizar si los recortes han podido repercutir en la magnitud de la catástrofe. Esta es la tarea difícil. La de modificar leyes es la fácil.