Así lo informó Cruz Roja en un comunicado difundido hoy, en el que precisó que sus centros de Palma de Mallorca, Menorca e Ibiza imparte formación continua y ocupacional, no reglada, que en todos los casos está asociada a los objetivos de la entidad humanitaria.

En sus aulas, estudiaron a lo largo de 2006 un total de 1.892 alumnos, distribuidos en 130 cursos de distintas materias. Cabe señalar que también acceden a esta formación los voluntarios de la entidad, que en Balears cuenta ya con 25 años de experiencia.