11 de octubre de 2011
11.10.2011
Legaciones

EEUU acusa a Irán de planear atentados en Washington

El FBI descubre una trama vinculada a Teherán para atacar con bombas las embajadas saudí e israelí

12.10.2011 | 01:51
El director del FBI, Robert Muller, y el secretario de Justicia de EEUU, Eric Holder, comparecen ante los medios en Washington.
EEUU acusó hoy a Irán de estar tras un complot terrorista desmantelado que pretendía atentar contra las embajadas de Arabia Saudí e Israel en Washington, así como asesinar al embajador saudí, Adel Al-Jubeir.

El secretario de Justicia, Eric Holder, explicó hoy en rueda de prensa conjunta con el director de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), Robert Muller, que el Gobierno iraní habría pagado un millón y medio de dólares a dos hombres para que perpetraran los atentados.

Los dos presuntos conspiradores fueron identificados como Manssor Arbabsiar y Gholam Shakuri, ambos de nacionalidad iraní, aunque el primero había obtenido también la estadounidense y residía en Nueva York, donde fue detenido el pasado 29 de septiembre.

Arbabsiar y Shakuri han sido acusados de conspiración para asesinar a un funcionario extranjero, conspiración para el uso de armas de destrucción masiva y conspiración para cometer un acto de terrorismo internacional, entre otros cargos.

"Esta conspiración fue concebida, auspiciada y dirigida desde Irán y constituye una violación flagrante de las leyes internacionales y estadounidenses. (...) Estados Unidos está comprometido a exigir responsabilidades a Irán", añadió Holder.

El Departamento Estadounidense Antidrogas (DEA) tuvo conocimiento del complot cuando Arbabsiar se puso en contacto el pasado mayo en México con un informante de ese organismo, al que creía miembro de un cártel del narcotráfico, para pedir asistencia para asesinar al embajador saudí, Adel Al Jubeir.

Según los documentos presentados hoy ante la Justicia estadounidense, en aquel encuentro se acordó que Arbabsiar, con la aprobación de Shakuri, ingresase 100.000 dólares en una cuenta bancaria en Estados Unidos como pago inicial para el intento de asesinato contra el embajador.

El director del FBI, Robert Muller, indicó que el Gobierno mexicano participó activamente en el desmantelamiento de la trama y subrayó que este caso ilustra "que vivimos en un mundo donde las fronteras y los límites son cada vez más irrelevantes".

"Los individuos de un país trataron de conspirar con un cártel de tráfico de drogas de otro país para asesinar a un ciudadano extranjero en suelo estadounidense. Y aunque se lee como las páginas de un guión de Hollywood, el impacto habría sido muy real y muchas vidas se hubieran perdido", aseguró.

Muller insistió en que EEUU aplicará "todo el peso de esa ley sobre los responsables" de la conspiración terrorista y subrayó que así su Gobierno manda un "mensaje claro de que no se tolerará ningún intento de atentado en suelo estadounidense".

"La interrupción de esta presunta trama marca un logro significativo de la aplicación de la ley y las agencias de inteligencia, así como la estrecha colaboración de nuestros socios en el gobierno mexicano", dijo Muller.

El Departamento del Tesoro anunció hoy sanciones contra cinco personas, cuatro de ellas miembros del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria -Fuerza Quds de Irán, presuntamente vinculadas con la trama.

Además de Arbansiar y Shakuri, también quedan sancionados Qasem Soleimani, comandante del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria; Hamed Abdolahi, alto oficial de este organismo, que "coordinó aspectos de la trama y supervisó a otros oficiales directamente responsables de coordinar y planear esta operación", y Abdul Reza Shahlai, otro integrante de la Fuerza Quds quien coordinó la operación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine