Varios refugiados birmanos son transportados en un furgón policial desde un cuartel fronterizo en territorio tailandés, de vuelta hacia la ciudad birmana de Myawaddy, ocupada entre el domingo y el lunes por un grupo guerrillero de la minoría étnica karen, que provocó que al menos 20.000 birmanos se hacinaran en el país vecino por los combates entre esta guerrilla con el Ejército de Birmania en Mae Sot, Tailandia. El Ejército birmano recuperó ayer el control de la ciudad fronteriza de Myawady, aunque al parecer todavía continúa la tensión en la parte birmana del río Moi, que ejerce de frontera.