Dos obreros han quedado atrapados al ocurrir un accidente en un yacimiento minero situado en el norte de Chile, cerca de la mina donde 33 trabajadores estuvieron sepultados durante 70 días, informaron hoy fuentes oficiales.

"Habría eventualmente dos personas al interior de la mina y un tercero que logró escapar", dijo a Radio Cooperativa la intendenta (gobernadora) de la región de Atacama, Ximena Matas

La intendenta no precisó si ha habido víctimas fatales en el accidente, aunque algunos medios locales indican que habría un muerto.

El accidente, al parecer motivado por el manejo de explosivos, se produjo en la mina Los Reyes, una pequeña explotación situada a 60 kilómetros al noreste de Copiapó, la capital de la región de Atacama, a unos 800 kilómetros al norte de Santiago.

El obrero que escapó es Mauricio Silva, de 21 años, quien fue ingresado en el hospital de Copiapó para curarle una lesión grave en el ojo izquierdo, según declaró la intendenta Matas a Televisión Nacional.

Este minero, que llevaba sólo dos días trabajando en el yacimiento Los Reyes, no sabe los nombres de los obreros atrapados y cuyas identidades todavía se desconocen.

Según Matas, los mineros afectados por el derrumbe se encuentran a unos veinte metros de profundidad.

El escenario de este nuevo accidente se encuentra cerca de la mina San José, donde 33 obreros permanecieron atrapados a 700 metros bajo tierra desde el 5 de agosto hasta el pasado 13 de octubre, cuando fueron rescatados gracias un inédito operativo de salvamento.