El número de muertos en el naufragio ocurrido este sábado en un río del estado oriental indio de Bengala ha subido a 62, tras recuperar los servicios de rescate treinta cadáveres más en las últimas horas, según una fuente oficial.

"El balance actual es de 62, pero sube cada minuto", dijo el jefe del distrito de Parganas Sur, Narayan Swarup, a la agencia india IANS.

Los equipos de salvamento han rescatado hasta ahora a 51 personas, de las cuales 32 tuvieron que ser ingresadas en un centro hospitalario de Kakdwip, mientras que en torno a cien personas continúan desaparecidas.

En las operaciones de búsqueda participan buceadores, la Guardia Costera y efectivos de otras agencias estatales, con el apoyo de un helicóptero y un aerodeslizador.

La embarcación siniestrada partió el sábado por la mañana de la localidad de Hijli Sharif, en el distrito de Midnapore Oriental, con unos 200 pasajeros a bordo -la mayoría de ellos peregrinos musulmanes- que se dirigían hacia Kakdwip.

El barco se hundió por causas todavía desconocidas en una zona de la desembocadura del río Muriganga, en la bahía de Bengala, y fue localizado hoy por la Guardia Costera mediante el uso de un sónar.