El ministerio de Interior palestino negó ayer que decenas de activistas de Al Qaeda hayan entrado en la franja de Gaza desde la retirada israelí de ese territorio el pasado mes de septiembre. El portavoz del Ministerio de Interior palestino, Taufic Abú Jusa, desmintió que miembros de Al Qaeda hayan entrado en la franja de Gaza desde el repliegue de Israel de la zona fronteriza entre ese territorio y Egipto, como denunció recientemente el jefe de los servicios de inteligencia del Ejército israelí (AMAN), Aharon Zeevi "Farkash".

Abú Jusa argumentó que "las declaraciones de AMAN son parte de una campaña mediática que coincide con cada visita del presidente Abás a EE.UU." El portavoz dijo que los servicios palestinos de seguridad invierten grandes esfuerzos para imponer el orden en sus territorios. Y advirtió que "pronto las fuerzas de seguridad lanzarán una campaña contra traficantes de droga y otros violadores de la ley y pondrán fin a los excesos en terrenos estatales y que afectan a algunas áreas donde se encontraban los asentamientos judíos evacuados el mes pasado" en la franja de Gaza.