La policía indonesia ha detenido y tomado declaración a dos hombres presuntamente vinculados con las tres explosiones que el pasado sábado causaron 22 muertos y 135 heridos en la zona turística de Bali.

Según manifestó ayer Made Mangku Pastika, jefe de policía de la isla, tras la primera declaración todavía no se han encontrado "elementos sólidos que prueben la implicación de los sospechosos en los atentados".

Esta misma fuente precisó que las investigaciones se centran en la identificación de los terroristas cuyas fotos han sido difundidas en la prensa indonesia.

Azahari bin Husin y Noordin M. Top, dos miembros clave del grupo de la Yemaa Islamiya, el brazo armado de Al Qaeda en la zona, son ahora el principal objetivo de las fuerzas de seguridad indonesias.

Azahari y Top son los principales sospechosos de organizar también en Bali los atentados de octubre de 2002, donde murieron 202 personas.

Por otra parte, el ulema indonesio Abu Bakar Baasyir, supuesto guía espiritual de la red terrorista Yemaa Islamiya (YI), condenaba ayer el ataque terrorista del pasado sábado. "Desapruebo los atentados con bombas en zonas no conflictivas por cualquier razón, incluido Bali, porque es casi seguro que caerán inocentes", manifestó Baasyir en un comunicado que fue leído por su abogado Muhammad Mahendradata.

Cumple condena de cárcel

El ulema cumple actualmente condena por su participación en el ataque terrorista en Bali de 2002, que se cobró la vida de 202 personas y que se atribuye a YI, considerada el brazo de Al Qaeda en el Sudeste asiático.

La red YI es la principal sospechosa tanto del ataque de 2002 en Bali como del cometido el sábado por tres terroristas suicidas.

Baasyr, de 67 años, se mostró particularmente entristecido por las víctimas que profesaban el Islam e instó al Gobierno a seguir de cerca las enseñanzas de Alá.

"Estos tristes incidentes son en esencia advertencias de Alá a todos los que no obedezcan la sharia (ley islámica)", concluye el comunicado redactado por el ulema desde su celda en una cárcel de las afueras de Yakarta.