El ministro español de Asuntos Exteriores, Miguel Angel Moratinos, estimó ayer que la Alianza de Civilizaciones comienza con las negociaciones de adhesión para el eventual ingreso de Turquía en la Unión Europea (UE). Moratinos hizo esta consideración ante la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, a cuyos miembros instó a que se involucren en esa iniciativa lanzada hace un año por el presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero ante Naciones Unidas, y que tiene el respaldo de las autoridades turcas y del secretario general de la ONU, Kofi Annan.

España está convencida de que el proceso de adhesión de Turquía culminará con la integración plena de ese país en la UE, afirmó Moratinos, quien ve en el inicio de esas negociaciones el "comienzo de la aplicación de la Alianza de Civilizaciones". Esa alianza quiere acabar con "la aparente deriva negativa en las percepciones mutuas existentes entre el mundo occidental y el mundo árabe-islámico" a través de la primacía de los valores comunes compartidos y de líneas de acción en el ámbito político, afirmó Moratinos en su discurso ante la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa.