Un nuevo comunicado atribuido a Al Qaeda aparecido ayer en una página web islamista amenaza a Europa con "una guerra sangrienta" tras expirar el plazo hasta el quince de julio de la oferta de paz que había hecho el líder de la organización, Osama bin Laden.

"Hoy (por ayer) os declaramos una guerra sangrienta. No detendremos nuestros ataques hasta que hayáis recuperado la razón", afirma el comunicado firmado por las Brigadas Abú Hafs al Masri-Al Qaeda y publicado a través de internet.

"Tras la expiración del ultimátum que os fijó nuestro jeque Osama bin Laden (...) y dado que no habéis entrado en razón, vamos a declararos una guerra violenta así como a vuestros pueblos (...) que, por su silencio, os apoyan", añade el texto.

En su mensaje, Bin Laden exigió a los países europeos que "salgan de la tierra musulmana y cesen sus ataques contra Afganistán, Irak y la Península Arábiga".

Asimismo, el grupo extremista advirtió de que el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, será su próximo objetivo.

En la nota, el grupo advirtió que "sacudiremos las ciudades europeas y comenzaremos contigo, Berlusconi". En este sentido, el mismo grupo ya había amenazado a Italia con "un baño de sangre, similar al del 11 de septiembre" de 2001 en Estados Unidos, si Roma no se deshacía del primer ministro, Silvio Berlusconi, en un comunicado publicado en internet el pasado dieciseis de julio.

Abú Hafs al Masri, jefe de las operaciones militares de Al Qaeda, murió durante las operaciones del Ejército estadounidense en Afganistán el pasado año 2001.

El grupo que lleva su nombre reivindicó, en comunicados al diario árabe Al Qods al Arabi de Londres, los atentados del 11-M y los cometidos en noviembre de 2003 contra dos sinagogas en Estambul, así como en agosto pasado contra el cuartel general de la ONU en Bagdad.