10 de junio de 2019
10.06.2019
Créditos

¿Cuándo merece la pena contratar una hipoteca mixta?

Tipos bajos en su periodo fijo e incertidumbre después: las claves de estos créditos

10.06.2019 | 07:15
Las hipotecas mixtas, una opción poco conocida.

Las hipotecas mixtas son las que aplican un tipo fijo en los primeros años del préstamo hipotecario cambiando después a un interés variable que es, por lo general, el euríbor su índice de referencia.

Este tipo de préstamos pueden ser una opción a valorar por los futuros hipotecados ya que, actualmente, según los últimos datos del INE del mes de abril, los tipos en su periodo fijo se encuentran entre un 1,50% y un 2,20%, siendo este porcentaje bastante más bajo que el de las propias hipotecas fijas, cuyos tipos de interés se encuentran alrededor de un 3,11%. Además, en el periodo variable el TIN está entre 0,99% y un 1,34% mientras que en las hipotecas variables se sitúa en un 2,34%.

Estos tipos de interés sin embargo no parecen atraer a los españoles. El euríbor se encuentra en negativo, por lo que con la hipoteca variable pueden aprovecharse de ello, pero puede volver a subir en unos años, por ello es posible que la hipoteca fija sea una mejor opción. Esta situación hace pensar que quizá no es el momento para una hipoteca mixta. Según explica José Mª López Jiménez, doctor en Derecho y experto en iAhorro.com, "el escenario idóneo es aquel en el que se entrevé una subida de los tipos de interés a medio plazo, y el deudor considera que podrá amortizar la operación pronto tras la aplicación del tipo de interés variable, o incluso antes de la misma".

¿Qué tipo de clientes prefieren hipotecas mixtas?


A la hora de pedir una hipoteca se debe tomar una decisión importante, qué tipo de hipoteca es la que más conviene según la situación y necesidades de cada uno.

Las hipotecas mixtas ofrecen actualmente ofertas bastante competitivas, estando los tipos de intereses más bajos en el periodo fijo que en las hipotecas fijas. Los clientes de este tipo de hipotecas pagarán en este tramo unas cuotas menores, pero tendrán el inconveniente de que tras este periodo y al entrar en el periodo variable, sus cuotas dependerán de la situación en la que se encuentre el euríbor.

Por ello, en el caso de las mixtas, el perfil de clientes a los que les puede interesar este tipo de hipotecas es a los ahorradores que quieren aprovecharse de los tipos de intereses bajos que ofrecen actualmente este tipo de hipotecas y que tienen la intención de amortizar el préstamo en un periodo de tiempo corto, antes de iniciar el periodo variable o en los primeros años de este, tratando de evitar las fluctuaciones que puede sufrir el euríbor.

Simone Colombelli, director de Hipotecas de iAhorro.com destaca que "la ventaja de las hipotecas mixtas reside en su plazo inicial fijo, en la actualidad este diferencial es más bajo si las comparamos con las fijas. Puede ser una opción para los clientes que busquen ahora estabilidad y crean que en 10 años el euríbor haya podido subir y volver a bajar".

¿Es España una país de hipotecas mixtas?


Las hipotecas mixtas son las que menos solicitaron los clientes españoles en el mes de abril de 2019, suponiendo solo el 4,52% del crédito de las entidades financieras, según los datos del INE. Este tipo de hipotecas nunca han supuesto un volumen alto del crédito hipotecario solicitado, pero mientras que hace 10 años no llegaba a suponer el 1% de la financiación, en febrero de 2019 casi alcanzó el 6%, quedándose con un 5,99%.

La poca oferta de este tipo de hipotecas y, en muchas ocasiones, la falta de conocimiento por parte de los clientes hace que las hipotecas mixtas no tengan tanta popularidad. "Muchos ciudadanos cuando contactan con nosotros suelen tener más o menos claro el tipo de préstamo que quieren, la mayoría preguntan por los tipos fijo o variables. Algunas veces es por recomendación de algún familiar o amigo, nosotros les ayudamos a analizar su situación personal y económica para que elijan la hipoteca que mejor se adapte a sus necesidades"", explica el director de Hipotecas de iAhorro.

Paz Comesaña, Directora de Marketing, Productos y Cross-sell de EVO Banco comenta "No creemos que se trate de tener mala fama, lo que sí puede haber ocurrido es que los clientes que la adquirieron con tipos de interés elevados se hayan encontrado con un tipo de interés superior al que hubiesen tenido si hubiesen elegido una hipoteca variable, pero eso es lo mismo que le ocurriría a un cliente que en ese entorno alto de tipos, eligió una hipoteca fija".

Al igual que hay clientes que se vieron perjudicados a la hora de escoger una hipoteca mixta en lugar de otro tipo de hipotecas, los clientes que la contrataron entre los años 2003 y 2008 han podido beneficiarse de ello. Habiendo pasado ya el periodo de tipos fijos, al cambiar a los tipos variables se han encontrado con unos intereses muy bajos debido a la caída del euríbor, el cual se encuentra en negativo desde hace 3 años y 3 meses.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!