06 de junio de 2019
06.06.2019

Més tensa la negociación al reclamar el senador o la presidencia del Parlament

Las conversaciones para reeditar el pacto encallan y PSIB y Podemos se quedan solos en la mesa - Los ecosoberanistas piden también compromisos previos en carreteras y en reivindicaciones a Madrid

06.06.2019 | 00:27

Las negociaciones entre PSIB, Me?s y Podemos para reeditar el pacto quedaron ayer encalladas ante la exigencia de Més de un compromiso político previo al acuerdo de programa que incluya, entre otras cuestiones, la garantía de obtener o bien el senador autonómico o bien la presidencia del Parlament. Los ecosoberanistas advierten de que, si bien la investidura de Francina Armengol como presidenta no estaría en riesgo, si no se alcanza este acuerdo previo se plantearían quedar fuera del Govern. Por el momento, Me?s opto? por no participar ayer en las reuniones, que continuaron entre PSIB y Podemos. Socialistas y morados coinciden en que las cuestiones que plantea Me?s deberían negociarse una vez alcanzado un acuerdo de programa. Los tres partidos volverán a reunirse hoy para tratar de acercar posturas.

Además de la exigencia de senador o presidencia del Parlament, Me?s plantea que, antes de negociar los pactos para Govern, Consell y Cort, se acuerde un marco programa?tico interinstitucional en el que queden claras cuestiones como el freno a la vía conectora y a proyectos viarios que supongan ma?s consumo territorial. A ello an?aden un compromiso por escrito sobre las reivindicaciones ante el Gobierno de Pedro Sa?nchez en materia de financiacio?n de las islas, inversiones medioambientales, ferroviarias o mejora del REB.

Como tercer punto, Més considera que si bien los resultados electorales dejaron claro que el PSIB debía liderar los distintos gobiernos, un acuerdo de gobernabilidad pasa por que se visibilice a las tres fuerzas. Así, defienden que, además de las presidencias del Govern y Consell y la alcaldía de Palma, que ostentarán los socialistas Armengol, Catalina Cladera y José Hila, hay otros dos cargos que deberían recaer en los otros dos partidos: la presidencia del Parlament y el senador autonómico.

Las negociaciones, que empezaron el lunes, quedaron ayer en punto muerto. La postura del PSIB, con Iago Negueruela y Pilar Costa al frente de las conversaciones, es que las exigencias en materia de carreteras y reivindicaciones al Gobierno central se pueden incluir en los acuerdos para cada institución. Respecto a los cargos, para los que Més tiene la mirada puesta en la presidencia del Parlament, los socialistas y Podemos consideran que estas decisiones deben plantearse cuando se pongan sobre la mesa los organigramas de los ejecutivos una vez se haya consensuado los programas. En cada uno de los encuentros Més ha puesto sobre la mesa sus reivindicaciones y han acabado abandonando las reuniones ante la negativa de los socialistas, que seguían negociando con Podemos cruzando programas.

Ayer, finalmente, Més no asistió al encuentro previsto, un parón al que siguió el de las conversaciones para los acuerdos en Cort en donde, si bien el martes habían empezado a alcanzar acuerdos, los ecosoberanistas pusieron sobre la mesa cuestiones que dependen del Govern y el Consell, como cambios en el segundo cinturón de Palma.

El PP insta al Pacto a tratar la movilidad y seguridad vial como prioridades


Llorenç Galmés, conseller electo del Consell de Mallorca y vicepresidente del PP balear, resaltó ayer que los populares exigirán "al nuevo pacto que la movilidad y la seguridad vial sean una prioridad". Tras conocerse un reciente estudio que indica que Palma es la segunda ciudad española con más atascos, Galmés sostuvo que "es una vergüenza que en 4 años no se haya hecho nada para agilizar la fluidez del tráfico en la isla". El dirigente popular recalcó que "la izquierda debe dejar de poner en riesgo la seguridad de los conductores y hacerles perder el tiempo a muchos trabajadores que quedan atrapados en medio del caos que se registra en puntos clave de Palma". Criticó de manera especial declaraciones como las de la socialista Catalina Cladera, próxima presidenta del Consell, asegurando que no quiere más carreteras como las de Bel Busquets, de Més, sobre un replanteamiento del proyecto de la carretera Llucmajor-Campos. Galmés pidió "responsabilidad y rapidez" a los nuevos equipos de gobierno que se formen en las principales instituciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook