El déficit comercial se elevó en los cinco primeros meses del año a 21.175,4 millones de euros, lo que supuso un incremento del 26 por ciento en relación al mismo periodo del año anterior, informó ayer el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio.

Este saldo negativo fue resultado de unas exportaciones por 60.370 millones de euros, el 3,3 por ciento más que entre enero y mayo del 2003, y unas importaciones por 81.545,4 millones de euros, el 8,4 por ciento más.

La tasa de cobertura se situó en el 74 por ciento, inferior en 3,7 puntos a los cinco primeros meses del año pasado.

Por sectores, aumentaron especialmente las ventas de productos energéticos, el 12,6 por ciento, seguidas de los bienes de equipos, que avanzaron el 5,6 por ciento, gracias al material de transporte.