La temporada de los pilotos de trial mallorquines se ha cerrado con buena nota, destacando Josep Segura con su sexto puesto (provisional, a falta de oficialidad) en la clasificación general del Campeonato de España de TR4 y Mateu Crespí, misma plaza en Junior.

El Nacional se cerró en Aitona (Lleida) el segundo fin de semana de noviembre, con mucho frío y niebla, y resultados que permitieron a los mallorquines mejorar en la general. El junior Mateu Crespí fue tercero con la novedosa moto TRRS, marca fundada por el multi campeón mundial Jordi Tarrés. Josep Segura acabó sexto con su Sherco en TR4. En cadetes, Lucas Villena finalizó noveno con su Gas Gas, puesto que le impidió colarse entre los diez mejores del Nacional.