Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Árbitros, nuevas normas, viejos conflictos

Los colegiados cumplen desde esta temporada con nuevas directrices en las acciones más polémicas: manos, fueras de juego, entradas duras y penaltis, que han trasladado a los entrenadores

Un árbitro marca el punto exacto desde donde debe sacarse una falta. |  B. RAMON

Un árbitro marca el punto exacto desde donde debe sacarse una falta. | B. RAMON

El Comité Técnico de Árbitros anunció a principio de temporada las novedades arbitrales para este curso futbolístico en boca de su máximo responsable, Carlos Velasco Carballo. Especialmente, las relativas a las manos que al igual que otras situaciones (penaltis, actuación de VAR) explicaron durante su intervención. 

Pero la pregunta que hay que hacerse es: ¿Cómo van a arbitrar esta temporada los colegiados del fútbol español? En la circular arbitral del Comité Técnico de Árbitros es donde se determina cómo debe ser la respuesta arbitral ante la situaciones más polémicas: manos, fueras de juego, penaltis, intervención del VAR. Directrices que ya han explicado a todos los entrenadores de Primera y Segunda división.

Cuándo una mano es o no es voluntaria

Sin duda el tema de las manos es el más complejo y problemático. Así, de cara a esta nueva temporada 2021-2022, serán sancionables las siguientes manos: 

1.- Mano voluntaria: Cuando un jugador toca el balón de manera voluntaria con la mano o el brazo, por ejemplo, haciendo un movimiento en dirección al balón.

2.- Mano en posición antinatural:

Jugador que ocupa con su brazo/mano un espacio mayor, corriendo un riesgo y, como consecuencia de ello, corta el pase de un contrario, un disparo a portería, etc. 

Este tipo de situaciones abarca casos en los que: 

- Mano o brazo están claramente despegados y alejados del cuerpo. 

- Mano o brazo están claramente despegados por encima del hombro. 

3. Mano inmediata a gol, incluso si es accidental: El jugador que logra el tanto: 

- Marca gol directamente con la mano o el brazo, incluso si es de manera accidental.

- Marca gol inmediatamente después de que el balón le toque en la mano o el brazo, incluso de manera accidental. 

No serán sancionables esta temporada 2020-2021 las manos:

1.-Mano en posición natural.

2.- Manos pegadas o próximas al cuerpo: Si la mano o el brazo están cerca del cuerpo y no se encuentran en una posición antinatural con la que se consiga ocupar más espacio. 

3.- Manos apoyadas o hacia el apoyo: Si la mano está apoyada o camino del apoyo. Mano como herramienta de soporte para mantener el equilibrio. Si el jugador cae y la mano o el brazo quedan entre el cuerpo y el punto de apoyo en el suelo, pero no alejadas del cuerpo hacia un lado o en vertical.

 

4.- Manos tras balón jugado por el propio jugador: Si el jugador juega deliberadamente el balón y éste golpea su propia mano/brazo. 

5.- Mano procedente de un despeje de un compañero de equipo: Si el balón proviene directamente del despeje del compañero y el balón llega inesperadamente a otro defensor, impactando en la mano o brazo.

 

6.- Gol tras mano accidental e inmediata de un compañero: Si el jugador marca gol inmediatamente después de que el balón le toque de manera accidental en la mano o el brazo a un compañero. 

7.- Gol tras mano accidental no inmediata: El jugador que logra el tanto, marca gol después de que el balón le toque en la mano o el brazo de manera accidental pero la acción no es inmediata o se produce una conducción de balón durante una cierta distancia, un regate a un adversario. 

Cómo se sancionan las entradas o disputas de balón

Otro de los aspectos a considerar son las entradas o disputas. Aquí el CTA distingue tres tipos de acciones: 

A.-Imprudencia: Sin sanción disciplinaria por sí mismas.

B.- Temeridad: Acciones que llevan aparejadas la amonestación.

 

C.- Uso de fuerza excesiva: Son acciones merecedoras de expulsión en donde el colegiado deberá valorar aspectos como la zona del cuerpo con la que el jugador realiza la entrada (tacos, empeine, pierna); la zona del cuerpo en la que se impacta al adversario (pie, tobillo, tendón de Aquiles, pierna, cuerpo, cabeza); la intensidad de la acción, velocidad de la acción o la fuerza empleada en la acción.

A todos estos se suma el riesgo de lesión y la integridad física del adversario. Aquí los árbitros deben proteger la integridad física de los jugadores y sancionar este tipo de acciones con la correspondiente tarjeta roja cuando se realicen empleando una fuerza excesiva o poniendo en riesgo de lesión e integridad física del adversario.

En caso de no emplearse con fuerza excesiva y no existiendo ese riesgo de lesión, la acción debe ser considerada como temeraria y deberá mostrarse la correspondiente tarjeta amarilla. 

El uso ilegal de los brazos

Las Reglas de Juego establecen que el jugador que, sin estar disputando el balón, golpee deliberadamente a un adversario o a cualquier otra persona en la cabeza o la cara con la mano o el brazo, la acción será considerada conducta violenta y sancionada con tarjeta roja, a menos que la fuerza empleada sea insignificante. Por ello, en aquellas acciones en las que el balón no está a distancia de ser jugado, la tarjeta roja será la sanción disciplinaria más adecuada.

Las situaciones de fuera de juego

Otras de las cuestiones más polémicas tiene que ver con los fueras de juego. Aspecto que también el CTA ha insistido y donde se establecen los siguientes escenarios: 

A.- Interferencia en el juego: 

1. Obstruir el campo visual del adversario. Como norma general, cuando el jugador en posición se encuentra situado en el área de meta y en la trayectoria del balón, se sancionará el fuera de juego. Y tendrá que valorarse la distancia entre el jugador en posición de fuera de juego y el guardameta o el defensor. 

2.- Disputar el balón a un adversario: Aquí deberá valorarse la distancia al jugador defensor. Si el jugador hace un movimiento con intención de disputar el balón. 

B.- Ganar ventaja de un adversario:  

1.- Juego deliberado por un defensor: no es infracción: Si el defensor decide ir a jugar el balón (acción), si tiene tiempo y opciones para jugarlo, la distancia y el espacio, si tiene control del cuerpo y de la situación.

2.- Rebote, desvío o salvada: sí es infracción: Si el defensor se encuentra el balón de manera inesperada, si se ve sorprendido por la llegada del balón y su gesto es una mera reacción instintiva de intentar jugarlo, si no tiene opciones y tiempo, el balón viene jugado por última vez desde una corta distancia, con velocidad, sin tiempo para realizar un control del cuerpo y de la situación. O si es un disparo a portería (salvada).

El VAR sólo interviene en los errores claros y manifiestos

Es otro de los puntos que más polémica genera a lo largo de la temporada. Aquí el CTA ha dejado claro dos directrices: 

- Que el VAR nunca puede recomendar una revisión en jugadas “grises” o discutibles, ni buscar la mejor decisión de cada incidente. 

- El VAR sólo puede intervenir en caso que el árbitro cometa un error claro, obvio y manifiesto. La línea de intervención del VAR debe ser elevada, de modo que en caso de duda sobre intervenir recomendando al árbitro una revisión o no, la decisión sea no hacerlo. 

No se pitarán como penalti los pequeños contactos. Aquí el CTA ha dado unas directrices claras como consecuencia del comportamiento observado desde la llegada del VAR y donde se ha incrementado significativamente el número de penaltis sancionados.

Y en algunos casos hay jugadores que, aprovechando la existencia de esta tecnología, utilizan cualquier contacto para caer y permanecer en el césped a la espera que el VAR recomiende al árbitro una revisión. 

Así pues, desde esta temporada los árbitros no deben sancionar los llamados pequeños, cargas leves ni incidentes similares. La sanción de un penalti debe corresponder a un acción clara y significativa de infracción por parte de un defensor, con una correlación entre la causa y el efecto, y con la suficiente intensidad que justifique la sanción.

Del mismo modo, la instrucción dada a los VAR es que no intervengan recomendando al árbitro la revisión de un incidente de este tipo, contactos ligeros, sino que lo hagan únicamente en acciones de penaltis claros y de suficiente entidad. 

Compartir el artículo

stats