Piragüismo

Adrián Castaño se estrena en los Juegos Paralímpicos de Tokio

El mallorquín abre una intensa semana para el RCNP, con Alex Graneri y Carla Vey esperando su debut en el Mundial

Adrián Castaño, palista del RCNP que debuta en los Juegos Paralímpicos

Adrián Castaño, palista del RCNP que debuta en los Juegos Paralímpicos / RCNP

Jaume A.

Este fin de semana el piragüismo puede dar grandes alegrías al deporte balear. Tres palistas del Real Club Náutico de Palma pueden alcanzar grandes metas internacionales.

Adrián Castaño es el que primero entrará en liza y luchará por estar en la final de los Juegos Paralímpicos de Tokio. Alex Graneri y Carla Vey participan por su parte en el Campeonato del Mundo Junior y Sub23 de Montemor-o-Velho, en Portugal, donde ambos tienen opciones de volver a casa como los mejores del mundo en su categoría.

Adrián Castaño, primer paracanoísta balear en los Paralímpicos, luchará por entrar en la final de KL1-200. El palista competirá los días 2 y 3 de septiembre. Castaño, que consiguió el hito de una plaza para Japón en los mundiales de Szeged, en Hungría, el pasado mes de mayo, explicaba antes de partir hacia el país asiático: “Sueño con meterme en la final paralímpica y, a partir de ahí, conseguir la mejor posición posible”. La clasificación de Adrián Castaño para los Juegos Paralímpicos representa el mayor éxito para las secciones de deporte inclusivo del RCNP.

Adrián Castaño padece una artrogriposis múltiple congénita que afecta a las articulaciones de sus extremidades. Desde que nació ha sido sometido a 20 operaciones. La práctica del deporte se ha revelado como la mejor terapia para su enfermedad, según cuenta él mismo: “Gracias al piragüismo he podido mejorar en mi discapacidad; tengo más movilidad, más fuerza y también me ha ayudado a desconectar de los estudios”.

HORARIO DE COMPETICIÓN DE ADRIÁN CASTAÑO

02/09 Heat a las 9:35h Japón (2:35h España)

03/09 Semifinal a las 9:30h o 9:37h Japón  (2:30h o 2:37h España)

03/09 Final a las 10:54h Japón (3:54h España)

Alex Graneri y Carla Vey

Por su parte Alex Graneri llega a los mundiales juveniles y sub-23 de Portugal con opciones de medalla en el K1 500 y el K1 1000. Graneri prácticamente ha arrasado este año en las competiciones nacionales junior y ya consiguió dos medallas de plata en el Campeonato de Europa en estas dos distancias en las que solo le superó el húngaro Levente Kurucz. Habrá que ver las finales del Mundial, el sábado la de mil metros y el lunes la de 500, para comprobar si Graneri es capaz de cambiar las tornas. El palista empieza a competir con los clasificatorios el viernes, día 3.

Días antes de partir en un viaje de seis horas en furgoneta a Portugal desde la concentración del equipo nacional en el embalse de Trasona, en Asturias, Graneri se mostraba muy ilusionado con las posibilidades de los palistas españoles: “Tenemos muchísimas ganas de demostrar todo lo que hemos entrenado”.

No lejos de Asturias, en Castro do Minho, en Orense, Carla Vey ha estado concentrada con el equipo nacional Junior y Sub 23. Será la más joven de todas las deportistas que participan en el Mundial de Portugal en su primer año como junior.

“Desde el día 1 al día 3 estaremos probando pista y entrenando” explica la palista “y del día 3 al día 6 es cuando competiremos”. Carla competirá en K1 500 y en K4 500 en Portugal. “Tenemos muchas más posibilidades de sacar algo en el barco de equipo que yo sola en el individual”, afirma. “Siempre es mucho más alegre, remas con más ganas cuando tienes a tus compañeras ‘sufriendo’ contigo”, opina.

Este año, en el Europeo junior de Poznan fue sexta en la final de K1 500 después de ganar su semifinal y pudo tocar casi con los dedos la medalla tras llegar cuarta en el K4 500 formando parte de un equipo que apenas había tenido tiempo de entrenar en conjunto. Antes, este mismo año, había ganado la Copa de España en K1 1500 y fue tercera en el K2 200 y cuarta en el K1 200, con un año menos que el resto de sus competidoras. El año que viene se incorporará en septiembre al centro de alto rendimiento de Asturias, donde se seguirá formando en la élite con el equipo nacional juvenil femenino.