El Palma Futsal superó la primera ronda de la Copa del Rey ante el Atlético Benavente en un choque en el que las ocasiones por parte de los mallorquines fueron constantes. Los de Vadillo tuvieron problemas, sobretodo en la primera mitad, para ver puerta, pero en la segunda los goles de Rafa López y Marlon les dieron una tranquilidad que se vio desestabilizada en el último minuto cuando Malaguti recortó distancias (3-4).

Los de Vadillo salieron concentrados y mentalizados que el partido era a todo o nada y en el inicio disfrutaron de múltiples ocasiones para adelantarse, sin aprovechar ninguna de ellas. Fue Allan en el minuto siete quien desequilibró el electrónico con un potente disparo que fue igualado segundos después por Malaguti. Mati Rosa adelantó de nuevo a los baleares en el último minuto de la primera mitad. La segunda parte arrancó de la misma manera y Rafa López aumentó distancias en el marcador tras seis minutos de la reanudación. El Atlético Benavente no dio su brazo a torcer y dos minutos después se volvió a acercar en el marcador, aunque Marlon volvió a meter tierra de por medio con un gran gol de volea. Solo el tanto de Malaguti en el último minuto hizo terminar un partido en el que el Palma Futsal gozó de oportunidades para haber terminado con más tranquilidad. El equipo de Vadillo cumplió el trámite y evitó repetir lo ocurrido la temporada pasada, cuando fue eliminado por el Betis, de Segunda División.