Rafael Nadal jugará este martes a partir de las 18.30 horas (Eurosport) su partido 100 en Roland Garros, donde solo ha perdido dos veces (Soderling, 2009 y Djokovic, 2015). Será su 14ª presencia en los cuartos de final de un torneo que ha ganado en doce ocasiones y donde, en una extraña y atípica época para el tenis, aspira a un nuevo título que le colocaría igualado a Roger Federer con 20 Grand Slams.

Un larguirucho y delgado tenista italiano, Jannik Sinner  (75 mundial), nacido hace 19 años en San Candido, en el sur del Tirol cerca de Austria, será el rival que le espera en la la pista, con la ilusión y las ganas de probarse por primera vez ante Nadal. "¿Ganarle? Eso no será la cosa más fácil, seguro. Veremos", decía el tenista entrenado por Riccardo Piatti, considerado por muchos como una de las promesas con más progresión en el circuito . De momento, en Roland Garros, Sinner se ha convertido en el primer tenista que a su edad alcanza los octavos de final, después que un tal Nadal, lo hicieran en el 2005.

En el caso de que Nadal supere los cuartos de final, no jugará las semifinales hasta el próximo viernes, ante el vencedor del duelo que enfrentará hoy al austriaco Dominic Thiem, vencedor del Abierto de Estados Unidos y finalista en Roland Garros los dos últimos años, y al argentino Diego Schwartzmann, que en el reciente torneo de Roma ganó por primera vez al mallorquín en las diez veces que se han enfrentado.