Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Análisis

Un triunfo desde la defensa

Vamos a olvidarnos de la calidad del fútbol que vimos, porque esto es segunda división y lo que esta temporada le importa al aficionado del Mallorca es que su equipo gane y ayer lo hizo nuevamente. En las actuales circunstancias, partidos sin público, no existe la exigencia de brindar un buen juego para contentar al espectador, como ocurriría si hubiera afición en la tribuna.

Los de García Plaza construyen sus victorias desde una defensa férrea, con dos centrales que están muy por encima de la categoría y con un Reina que no ha perdido un ápice de su saber estar bajo palos. 340 minutos sin recibir un gol lo acreditan. Si a eso le añadimos que hasta marcan goles, como en el caso de Valjent, se le pone la guinda al pastel.

El Mallorca fue mejor que un Tenerife, que vino a anular el juego del Mallorca más que a intentar llevar el ritmo del partido, y que se encontró con un equipo que supo sacarle partido a una acción de estrategia, algo que no vimos en ningún partido de la pasada temporada.

Si el cierre del mercado de fichajes no le quita nada al Mallorca,-y no me refiero solo a Ante Budimir- los bermellones pueden pelear el ascenso de categoría, pese a que sus carencias en ataque sean más que evidentes, como se empeñaron en demostrar ayer tanto Abdón Prats, Lago Junior, Murilo o Alegría, por más que a Plaza alabe su trabajo defensivo. Hay margen de mejora.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats