La decimoséptima edición de la Pujada a Sant Salvador, prueba del calendario regional de rallies de montaña programada para agosto, ha sido suspendida. Así lo han hecho público tanto el club organizador, Escuderia Mitja Illa a Motor, como la Federación Balear de Automovilismo. También el jueves se conoció la cancelación del Rallye Vallde Sant Pere.

"La Junta Directiva de la Escuderia Mitja Illa a Motor, después de haber tenido varias reuniones con el Ajuntament de Felanitx y demás competencias, y ante la situacion que estamos viviendo este año con el Covid-19, nos vemos obligados a la cancelación oficial de la XVII Pujada a Sant Salvador que se iba a celebrar este próximo 22 de agosto", señala la escudería en su comunicado.

"Tras haber barajado varias alternativas para poder celebrar dicha prueba con plenas garantías de seguridad, ante la crisis sanitaria que estamos viviendo, hemos tomado la decisión de suspender la subida, ya que no podemos garantizar la integridad de todas las personas que pudieran asistir al evento", añade, y concluye: "Esta decisión ha sido triste y dura para todo el equipo (...), queremos dar las gracias a todos los que nos han apoyado".