12 de mayo de 2019
12.05.2019

Todo a favor para ser campeón

El Atlético Baleares recibe al Lleida con el objetivo de ganar para hacerse con el título - Los catalanes se juegan el play-off

12.05.2019 | 02:45
Samuel, Nuha y Álvaro Vega posan en Son Malferit.

Llegó el día. El Atlético Baleares recibe hoy (18:00 horas, Son Malferit) al Lleida con el objetivo de proclamarse campeón del Grupo III de Segunda B. Tiene todo a favor el conjunto de Manix Mandiola para hacerse con el título, puesto que le valen la gran mayoría de resultados que se den en su partido y en el que juega el Hércules en el campo del Barça B.

El Atlético Baleares afronta sin bajas el encuentro más importante de la temporada. Lo es porque tiene en sus manos ser campeón de grupo, lo que da acceso a una eliminatoria directa para ascender a Segunda. Ganando al Lleida tiene el trabajo hecho: será campeón y se jugará estar en la segunda categoría del fútbol profesional en dos partidos.

Si empata, depende de lo que ocurra en el Mini Estadi. Si el Hércules pierde, será campeón sin importar lo que suceda en Son Malferit. Y si los alicantinos empatan, exactamente igual.

De hecho, al Hércules solo le sirve ganar para tener esperanzas. Y que el Atlético Baleares falle en casa ante el Lleida.

Si los de Manix Mandiola pierden, los alicantinos podrían ser campeones si vencen a los palmesanos (se enfrentan en el Rico Pérez en la jornada 38, la última del campeonato).

Y si hay empate hoy en Son Malferit, el Hércules tendría que ganar al Baleares por 3-0, un resultado que no se ha dado nunca esta temporada. Además, los de Mandiola solo han encajado tres goles dos veces en esta Liga: en el triunfo por 4-3 ante el Teruel en Son Malferit y en su última derrota liguera, precisamente ante el Lleida por 3-2 en diciembre de 2018 (jornada 18).

Pero la plantilla del Baleares no quiere sorpresas de última hora y se ha conjurado esta semana. El objetivo son los tres puntos para ser campeón sin tener que estar pendiente del Hércules. Todo lo que no sea ganar al Lleida es complicarse la vida.

El Lleida acaba hoy la Liga

Más difícil tiene su objetivo el conjunto catalán, que pelea con el Espanyol B, Barça B y Cornellà por meterse en el play-off de ascenso. Y necesita ganar, porque la semana que viene le toca el retirado Ontinyent; sumará los tres puntos, pero deberá estar pendiente de los resultados de sus rivales.

Mousa Bandeh es baja por sanción y no estarán el defensa mallorquín Tano Bonnín ni el delantero camerunés Dongou, a los que el técnico Joan Carles Oliva no tiene en cuenta (de hecho, ha preferido llamar al canterano Alpha).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Los 'guerreros' de la inclusión

LaLiga Genuine Santander 18/19 concluye en Valencia con gran éxito de participación entre los 30 equipos, sus familias y aficionados