11 de noviembre de 2018
11.11.2018

El Baleares pretende su primer triunfo a domicilio

El equipo de Mandiola defiende su posición de ascenso ante un Ebro en crisis y sin ningún triunfo todavía como local - Son baja Canario y Samuel

10.11.2018 | 23:37

El Atlético Baleares está convencido de que hoy dispone de una excelente oportunidad para abrir su cuenta de victorias esta temporada como visitante. Coincide con su visita, a partir de las 12:00 horas, al feudo de uno de los peores locales del Grupo III de la Segunda División B. Ese es el caso del Ebro. Un rival incapaz hasta el momento de vencer en su feudo y que ocupa la penúltima plaza en la tabla de clasificación.

Ebro y Atlético Baleares proponen de esta forma una marcha radicalmente opuesta a lo largo de las once primeras jornadas del Campeonato de Liga. Una situación que permite al conjunto mallorquín, bajo la dirección de Javier Mánix Mandiola, imponerse en todas las estadísticas y comparaciones al conjunto aragonés.

Una, en teoría, víctima de la que desconfían los jugadores del Atlético Baleares. Así lo ha manifestado a lo largo de la semana uno de sus hombres fuertes, caso de Biel Guasp, quien no dudó a la hora de avisar que "el partido ante el Ebro no será para nada fácil". Y para eso recordó que el encuentro se disputará sobre un campo similar al de Son Malferit, de reducidas dimensiones: "El de Ebro será un partido complicado, en el que nos enfrentaremos a un equipo más sólido de lo que transmite su situación en la clasificación y se disputará en un campo muy similar al nuestro, pequeño".

Además, para la ocasión, Mandiola cuenta con dos bajas importantes que condicionarán la configuración de su equipo titular. Especialmente por no contar con el sancionado Canario y tras verse obligado a dejar en la isla a la principal figura del equipo, y sensación en las últimas semanas, como ha sido Samuel Sashoua. Igualmente, entró con calzador en la convocatoria Rubén, pese a sus problemas físicos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook