15 de diciembre de 2013
15.12.2013
Fútbol / Derbi de Segunda B

El derbi con más morbo

Constancia y Atlético Baleares se ven las caras este mediodía en Inca en un duelo marcado por la vuelta de siete exinquers

15.12.2013 | 06:50
Nico López y Joan Esteva, el pasado martes en el Nou Camp de Inca.
­Ambiente super enrarecido el que rodea el encuentro que este mediodía enfrenta al Constancia y al Atlético Baleares. Enrarecido por muchas causas, pero sobre todo por el enfrentamiento y la enemistad total entre el presidente del Constancia y el entrenador balearico Nico López. Confrontación que tuvo su origen cuando el máximo mandatario del club de Inca no renovó el contrato a Nico López después de que éste hubiera conseguido el ascenso a Segunda B. Nico López reclamó ante los organismos federativos el cobro de su contrato y de las deudas que el Constancia había contraído. No sentó nada bien a la directiva blanca la postura del ya su ex entrenador que al final cobró todo lo que el club le adeudaba, Caso sde no haber pagado el Constancia no podía presentar nuevas fichas en los fichajes de invierno. López ficha por el Atlético Baleares y se pone en contacto con sus ex-jugadores, a los que convence, y de una sola tacada siete ex-jugadores del Constancia (Guasp, Nacho, Esteban, Oller, Vich, Isma y Cristian) fichan por el conjunto palmesano.

En el plano estrictamente deportivo ambos conjuntos llegan al derbi después de haber sido derrotados contundentemente en la última jornada, con lo que los tres puntos en juegon son realmente muy importantes para ambos conjuntos. Mucho más par el Constancia que, con 19 puntos en su casillero, necesita puntuar para no caer en la zona de los sustos. Muy distinta es la situación del Atlético Baleares que con 35 puntos en 17 partidos tiene prácticamente asegurada la categoría a falta de dos partidos para finalizar la primera vuelta.

Si la relación entre el presidente blanco y Nico López está al rojo vivo no ocurre lo mismo entre los dos entrenadores ya que el fair-play es realmente exquisito. Se respetan. Lo que extraño a Esteva fue la desbandada de jugadores que se fueron al equipo rival, lo que obligó a formar un equipo prácticamente nuevo y que poco a poco se ha ido conjuntando; tiene el factor campo con su césped natural a su favor y el apoyo incondicional de su afición, algo escamada por el hecho de tener que pagar diez euros de entrada los socios, que seguramente acudirá en masa al Nou Camp para apoyar a su equipo. Esteva está pendiente del estado físico de algunos de sus jugadores que no pudieron jugar la pasada jornada.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine