Miguelín se mostró eufórico después de superar a Italia en semifinales y plantarse en la final de mañana ante Brasil. "Ganar el Mundial sería lo máximo para mí. Todo lo que estoy viviendo es algo increíble", afirmó entusiasmado el jugador de la selección española en declaraciones a la Cadena Ser.

El mallorquín, campeón de Europa el pasado febrero en Croacia, todavía aspira a más. "Si conquisto el Mundial será algo que no me habría imaginado ni en mis mejores sueños", dijo. El de Son Rapinya no fue egoísta al ser preguntado por si ambiciona ser el autor del tanto del triunfo. "No me imagino marcando el gol definitivo para ganar el Mundial. Para mí es lo mismo marcarlo yo que un compañero. Estos últimos tres años han sido algo espectacular en mi vida. Hay que aprovechar el momento", afirmó. Y no se olvidó de su pasado. "Estoy muy agradecido en mi carrera a Son Rapinya, Inca, Andorra, Fisiomedia y ElPozo", concluyó.