04 de noviembre de 2009
04.11.2009
R.C.D. Mallorca. Crisis Institucional

Alemany exige que el club pague la deuda antes de junio

El ex presidente aplazará el cobro de sus pagarés si la propiedad cumple con sus compromisos

04.11.2009 | 01:19
Mateu Alemany exigirá al propietario del Real Mallorca Javier Martí Mingarro –en una reunión que en principio se celebrará mañana jueves por la imposibilidad del madrileño de desplazarse hoy a Palma– que garantice con dinero en la mano que dispone de recursos económicos suficientes para hacerse cargo de la deuda del club hasta el próximo 30 de junio de 2010.
Alemany trasladará hoy al propietario del Mallorca que, si se compromete a cumplir con todos sus compromisos, está dispuesto a aplazar el cobro de sus pagarés, pero esó sí, con la condición de que le han de enseñar con documentos que cumplirán con todos los pagos de esta temporada. En el caso de que Martí Mingarro no pueda comprometerse a hacerse cargo de todos los pagos pendientes hasta junio del próximo año, Alemany se reunirá con los miembros del Consejo para adoptar las medidas que crea oportunas.
La exigencia de Alemany será muy difícil de cumplir por parte de la familia Martí. Y es que, además de los pagos mensuales a todos los estamentos del club, a final de temporada debe hacer frente al grueso de la deuda, unos catorce millones de euros a Hacienda y trece a la plantilla en concepto de fichas. Toda una montaña para una propiedad que, a escasas fechas de cumplir cien días desde su aterrizaje en el club, se ha limitado a funcionar con el dinero que ingresa mensualmente de Mediapro por los derechos audiovisuales. De esta partida, 1,3 millones, de los que 900.000 se destinan a abonar a la plantilla los pagarés de la temporada pasada, quedan apenas cuatrocientos mil euros para hacer frente a los múltiples gastos que genera la entidad.

Respuesta pendiente

Alemany está pendiente de una respuesta de Martí Mingarro al requerimiento notarial por el impago de un segundo pagaré de 500.000 euros. Si no abona esta cantidad será una señal inequívoca de que no podrá hacer frente a la exigencia de Alemany. En este caso se abrirían varias posibilidades, la más probable, la resolución del contrato firmado entre las partes el pasado 7 de agosto, lo que conllevaría, muy a su pesar, el regreso del abogado mallorquín a la propiedad del club. Alemany ha cobrado un único pagaré por medio millón de euros y debe percibir otro el próximo 15 de noviembre, en once días, por lo que el expresidente ya da por hecho de que en esa fecha tampoco cobrará.
Fuentes consultadas por este periódico aseguran que el proceso de traspaso de poderes no sería de ejecución inmediata, pero sí de forma rápida, a lo sumo una semana o diez días. Al culebrón del Mallorca le quedan aún muchos capítulos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine