Osasuna se vuelve a cruzar en el camino del Mallorca. Después de la dolorosa derrota del pasado miércoles en la Copa del Rey -que no eliminación todavía pese al 2 a 0-, los hombres de Manzano jugarán el último partido del año contra los navarros y el primero de 2008 también contra ellos. El primero en Liga, el segundo, el del 2 de enero, en la vuelta de la Copa en el Ono Estadi. El domingo que viene regresa el Mallorca al Reyno de Navarro con la esperanza de sumar una victoria que se escapa desde el Sánchez Pizjuán. Dady, el hombre gol de los pamplonicas, está vez sí estará en el once del ´Cuco´ Ziganda.