El Drac Palma aparca la competición doméstica, para enfrascarse de pleno en la Liga de Campeones. Los mallorquines se miden hoy a partir de las 20:15 en el Budo Center, al Aon HotVolleys Vienna, un choque que se disputará en Austria y que tendrá su vuelta dentro de una semana en el Palma Arena. El choque se puede calificar como clave para que los baleares puedan posicionarse en la clasificación y así tener la vía libre para acceder a los octavos de final de la Champions League.

El Drac Palma viajó a la capital austriaca con toda la plantilla, aunque con la duda del brasileño Vinicius, que se recupera de una rotura fibrilar. El central ha viajado con el grupo, aunque sólo jugará si las cosas se complican para el Drac Palma.

El equipo austriaco afrontará el encuentro necesitado de obtener una victoria que le dé esperanza de seguir vivo en la Champions. El Aon Hotvolleys Viena ocupa la última plaza del grupo con dos derrotas. En su pista no pudo superar a los turcos y cedió su primer partido por 2-3. Posteriormente visitó la pista del Piacenza y cayó por 3-1, aunque en general realizó un buen partido.