Literatura

La Casa Blai Bonet abrió sus puertas en el transcurso de un acto marcado por la poesía

Toni Gomila se dirige a los asistentes durante el acto de inauguración. | FUNDACIÓ MALLORCA LITERÀRIA

Toni Gomila se dirige a los asistentes durante el acto de inauguración. | FUNDACIÓ MALLORCA LITERÀRIA

El Consell y la Fundació Mallorca Literària inauguraron ayer la Casa Blai Bonet. Centre de poesia a Santanyí, donde residió gran parte de su vida el poeta y escritor. El acto comenzó a las 20.30 horas con las intervenciones de la directora de la Fundació Mallorca Literària, Carme Castells; el actor Toni Gomila; el poeta y amigo de Blai Bonet, Antoni Vidal Ferrando; la poeta Antonina Canyelles; el amigo Sebastià Adrover; la alcaldesa de Santanyí, Maria Pons; el presidente del Consell, Llorenç Galmés, y la cantante Joana Gomila, que musicó el poema de Blai Bonet Soledat oberta.

La Casa Blai Bonet es un proyecto «consagrado íntegramente a la poesía como lugar de encuentro», según declaró Castells en su discurso de bienvenida, en el que habló de «conservar, divulgar y hacer plantel de la poesía para el futuro», propósitos con los cuales «nace lo que debe ser un centro de referencia en la poesía catalana contemporánea».

El acto inaugural contó con intervenciones tan especiales como la del poeta y amigo de Blai Bonet, también santanyiner, Antoni Vidal Ferrando, quien dijo unas palabras de recuerdo para el autor y leyó uno de sus poemas, también dedicado a Bonet. La poeta Antonina Canyelles, una de las autoras presentes en el fondo documental y bibliográfico de la Casa Blai Bonet, también participó en la lectura de algunos de sus poemas. Sebastià Adrover continuó con un parlamento en memoria del que fue su amigo. n